En enero de 2017 un grupo de 1,400 sobrecargos de Virgin y Alaska Airlines solicitaron una indemnización a la compañía por no respetar sus derechos, un año después la fiscalía les dio la razón obligando a la compañía a pagarles 77 millones de dólares.

Entre los derechos que las compañías no respetaron a sus empleados es el impago de las horas extra de trabajo o el no respetar los días de descanso estipulados por la ley.

Pese a todo las aerolíneas intentaron que esta situación de pago de indemnizaciones no sucediera alegando que los hechos no se produjeron en California. Por su parte los demandantes y la justicia les dieron la razón ya que fue en San Francisco donde se les capacitó y vivían.

Además el juez de la corte del distrito norte de California, Jon S. Tigar añadió que las compañías deberían para 3,550 dólares de intereses por cada día que los sobrecargos pasaron sin cobrar lo que les correspondía desde octubre de 2018.

PUBLICIDAD

Virgin Atlantic tendrá su primer “Pride Flight” con destino a Nueva York

 

Siguientes artículos

Google invita a desafío de ideas en Inteligencia Artificial
Por

Faltan pocos días para participar en su iniciativa que reconocerá proyectos que buscan responder a problemas que se pres...