Tras la rebaja de la calificación de Fitch a Pemex, el presidente Andrés Manuel López Obrador criticó a las agencias calificadoras por haber guardado un “silencio cómplice” cuando la petrolera fue “saqueada” en los sexenios pasados.

En su conferencia de prensa “mañanera”, el mandatario aseguró que la empresa pública está mejor que en los últimos 30 años porque el principal problema que tenía era la corrupción y ya se está limpiando.

“Pemex fue una empresa saqueada durante el periodo neoliberal, de las empresas más saqueadas del mundo”, afirmó.

“Pemex tiene mucha fortaleza, no les alcanzó a estos ambiciosos para terminar de destruir a Pemex, sólo pudieron entregar el 20% del potencial de Pemex, el potencial que significa la riqueza petrolera de la nación”, agregó.

López Obrador cuestionó por qué las agencias calificadoras no dijeron nada sobre la corrupción en la petrolera ni sobre las fallas de la reforma energética.

“Es muy hipócrita lo que hacen estos organismos, que permitieron el saqueo, que avalaron la mal llamada reforma energética, que sabían que no llegó la inversión extranjera y que eso fue lo que produjo la caída en la producción petrolera y nunca dijeron nada, guardaron un silencio cómplice y ahora que estamos recuperando a Pemex, salen con sus recomendaciones o tratando de calificar sobre el desempeño de Pemex”, dijo.

En el mismo sentido, preguntó si Fitch ha tomado en cuenta los ahorros que se tendrán con la estrategia contra el robo de combustible: “A ver, ¿la calificadora ha tomado en cuenta, como dicen los tecnócratas, esta variable?”.

Lee también: Petroleros sugieren más subastas y farm-outs de Pemex para calmar al sector financiero

El mandatario advirtió que a los técnicos no les gusta que haya habido un cambio en el país y en Pemex, y están molestos e inconformes, por lo que tratan de desprestigiar al gobierno cuando México ahora tiene “mucha fortaleza por su autoridad moral”.

“En el mundo somos un ejemplo por lo que se está haciendo de no permitir la corrupción”, mencionó.

Cuestionado sobre si desdeña la calificación de las agencias, el titular del Ejecutivo dijo que no, pero defendió su derecho a disentir.

“Sí nos importa, pero no son jueces que sean infalibles los técnicos de las calificadoras y tenemos el derecho a disentir; ellos no están considerando una serie de factores, lo que nunca consideraron es que el principal problema de México es la corrupción, nunca han hecho la cuenta de cuánto se pierde, cuánto de deja de crecer por la corrupción, ni siquiera consideran que el poco o nulo crecimiento que ha habido en 30 años de debe a la corrupción”, apuntó.

En más críticas a la reforma energética pasada, López Obrador lamentó que se tuviera la proyección de que se estarían produciendo en el país hoy en día 3 millones de barriles, cuando en la realidad la producción ha caído a 1 millón 720,000 barriles diarios.

“¿Que no sabían eso los técnicos?”, insistió en su cuestionamiento.

El presidente aseguró que los inversionistas con ética, en contraparte, saben “muy bien” que Pemex es una empresa sólida porque ya está manejada con honestidad.

Sobre las acciones para incrementar la producción petrolera, detalló que su administración ya está firmando contratos de perforación de pozos, a fin de trabajar en el triple que el año pasado y pasar de 50 a 150 pozos.

Aclaró que la recuperación va a ser tardada, pues los nuevos pozos tendrán producción hasta finales del año, para cuando prevé obtener 1 millón 800,000 barriles.

Para el término del sexenio, López Obrador dijo confiar en que se llegará a 2 millones 400,000 barriles diarios.

Asimismo, sobre el fortalecimiento de Pemex, el mandatario dijo que en el presupuesto para 2019 se le destinó 25% más inversión que el año pasado y también aprobó reducirle la carga fiscal a Pemex.

Además, reiteró que se le está quitando a la empresa pública la principal carga que tenía, la corrupción, y como ejemplo dijo que perforar un pozo con corrupción cuesta 3 o 4 veces más y eso ya no pasará.

No te pierdas: 

Hacienda tomará medidas para fortalecer finanzas de Pemex

 

Siguientes artículos

El capital político del presidente López Obrador
Por

En la batalla contra el huachicol va invertida buena parte del capital político de AMLO, pero el anhelo legítimo de pasa...