El sector bancario de Costa Rica ha experimentado un proceso de transformación profundo en los últimos años, mismo que lo ha convertido en el país más importante de toda Latinoamérica en pagos contactless, que incluso apenas están empezando a despegar en el mundo.

Esta tecnología permite realizar pagos con tarjeta de débito o crédito, sin que el plástico forzosamente tenga que entrar tocar el lector de las terminales punto de venta de los establecimientos, debido a que viene equipado con una antena interna que se conecta con un sistema de Comunicación de Campo Cercano (NFC, por sus siglas en inglés) integrado en la terminal.

Costa Rica es un referente en esta innovación, ya que, de acuerdo con datos del Banco Central, alrededor de un 72% de las tarjetas de crédito y débito emitidas en el territorio ya vienen con la antena que permite el pago contactless, y al menos un 60% de las terminales punto de venta cuentan con tecnología NFC.

Esta situación pone a la nación en un sitio privilegiado, no sólo frente a otras de su región, quienes aún no están ni cerca de 10% en ambos casos, sino también contra regiones enteras como Europa, donde están por el orden de 40%. Australia, con un 90%, se encuentra a la cabeza a nivel mundial en la adopción de esta tecnología.

“Lo que es increíble es cómo un país de 4.9 millones de habitantes está logrando establecer el ambiente necesario para que sus medios de pago sean comparables a los de países desarrollados, este es un ejemplo muy importante para todo Centroamérica, que sin duda debe de replicarse”, dice Gabriel Balzaretti, director de Mastercard Centroamérica.

Este hecho ha permitido al país conseguir, por medio de innovación, avanzar en rubros relevantes, como la inclusión financiera, ya que se están generando productos enfocados en que cualquier tipo de comercio pueda cobrar por esta vía.

Un ejemplo es el proyecto que en conjunto lanzaron banco Promérica y Mastercard, quienes desde febrero tienen ya en funcionamiento en todo el país el sistema Tap on Phone, que permite a pequeños comercios cobrar vía tarjeta por medio del smartphone.

Estrategia desde casa

“El caso de Costa Rica es muy interesante porque el interés de impulsar este tipo de prácticas más eficientes y progresistas vino por parte de su propio regulador, el Banco Central, quien apoyó la creación de políticas públicas importantes en este sentido”, comenta Balzaretti.

En 2015, la institución del Estado instruyó al sector bancario que para finales de este 2019 todas las tarjetas y terminales punto de venta estuvieran adaptadas para el pago contactless.

“Con el país me parece que pasaron dos cosas: uno, que existió voluntad por parte del gobierno para impulsar este tema y, dos, que los bancos vieron esto como un área de oportunidad para seguir creciendo”, comenta Javier Chacón, director de Aceptación y Canales Electrónicos de Banco Promérica en Costa Rica.

Puedes leer:  Las Fintech mueven alrededor de 610 mdd al año en Honduras

 

Siguientes artículos

Panamá llenó sus arcas con 4,605 mdd por turismo
Por

En 2018, el ingreso de turistas por los principales puertos de entrada al país fue de 2.4 millones.