En México, 56.7% de la población que labora en condiciones de informalidad genera 22.5% del Producto Interno Bruto (PIB), y el resto que se emplea en el sector formal genera 77.5% de PIB, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi).

“Es decir, que por cada 100 pesos generados de PIB del país, 78 pesos provienen del 43% de ocupados formales, mientras que 22 pesos corresponden a 57% de ocupados en informalidad”, refirió el reporte.

Aunque en los últimos años la cifra del trabajo informal se ha estabilizado en nuestro país, continúa siendo “un problema estructural de la economía mexicana”, detalló José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

“No se ha logrado abatir esta cifra; nos muestra que casi la cuarta parte de la economía mexicana está vinculada con este sector de bajo valor agregado”, explicó.

Lee también: Tomará 282 años acabar con el empleo informal: Coparmex

El empleo informal refleja una actividad económica precaria, por lo tanto los puestos de trabajo que genera es de bajos salarios, con escasas o nulas prestaciones; además que no se paga la totalidad o nada de los impuestos que se requieren, abundó.

La economía mexicana depende de la informalidad para generar el empleo que se requiere, lamentó De la Cruz Gallegos.

Señaló que la informalidad laboral es un círculo vicioso de precariedad social, el cual lleva varias generaciones, puesto que algunas veces las personas se han desarrollado en eso durante 10, 15 o más de 20 años.

Regulación y fomento

Para el fomento al trabajo formal se deben impulsar condiciones económicas, fiscales, de regulación, así como de acceso a la innovación para que se favorezca la creación de empresas formales, abundó el director del IDIC.

Enfatizó en que debe haber medidas de supervisión y regulación para velar por la aplicación de la ley, para que todas las empresas cumplan con los requisitos básicos, como la afiliación al seguro social, pagar impuestos, servicios; además de inhibir que se instalen en las calles.

Se deben impulsar incentivos fiscales, de financiamiento, así como de capacitación para que las personas puedan instalar una empresa de manera formal, explicó.

¿Qué abarca el sector informal?

La composición de las actividades del sector informal revela que el comercio al por menor contribuye con mayor nivel de contribución, el cual es de 38.4%; la construcción es la segunda actividad en la lista, con una aportación de 28.2%; mientras el tercer lugar lo ocupa la industria manufacturera con 13.3% del total, detallan las cifras del Inegi.

Los “otros servicios” ocupan 5.6% de todo el sector, lo referente a los servicios de transporte, correo y almacenamiento 5.4%, mientras los de alojamiento temporal y preparación de alimentos el 4.2%.

Te puede interesar: El desempleo no es la única deuda pendiente, también la informalidad: IDIC

 

Siguientes artículos

Sector-Manufacturero
Menos empleo, pero mejor pagado en el sector manufacturero, reporta el Inegi
Por

El personal ocupado del sector manufacturero mostró una disminución de 0.4 por ciento en el décimo mes de 2019, de acuer...