Las principales carencias de Centroamérica para los negocios están alineadas en tres ejes importantes: pocos inversionistas, falta de emprendimiento y mayor talento. Este diagnóstico se generó dentro del foro Forbes Jaguares de Centroamérica que se llevó a cabo en Panamá a finales de abril.

En años recientes, se han llevado a cabo diversos estudios para mediar el ecosistema emprendedor en Centroamérica. Uno de ellos es el proyecto de Apoyo al Emprendimiento y Desarrollo Local en Centroamérica, financiado por la Corporación Andina de Fomento, así como también los realizados por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Centroamérica siempre ha sido una región emprendedora. Mediante estos estudios se busca analizar el ecosistema para medir la cultura emprendedora, la generación y consolidación de nuevos negocios y buscar soluciones a los posibles problemas existentes, pues, se considera que, a través del emprendimiento, se puede lograr un salto en el tema de competitividad e innovación y lograr así un mayor desarrollo económico y social, señala María Zaghi, quien se desempeña como directora de desarrollo de negocios del Campus Tecnológico, el primer parque tecnológico de la región del Istmo.

Puedes leer:  Los sectores que deben impulsarse en Centroamérica

PUBLICIDAD

Zaghi destaca que el Global Entrepreneurship Monitor (GEM) considera al emprendimiento un proceso dinámico, que incluye no solo a las ideas que se transforman en negocios, o las nuevas empresas, sino también a las que hacen cosas nuevas, aun teniendo muchos años en el mercado.

Esta es la intención de emprender en Centroamérica, según el GEM:

El Salvador con un índice de actividad de emprendimiento del 15.3% se caracteriza por un gran número de personas que están considerando iniciar un negocio, sin embargo, hay una percepción negativa respecto a las oportunidades de mercado y un alto temor al fracaso.

Costa Rica tiene un índice de actividad de emprendimiento del 11.3% y la intencionalidad de ser emprendedor es de solo el 29%.

Guatemala tiene un alto índice de actividad de emprendimiento del 20.4%, pero con pocas expectativas de crecimiento, se refleja en el bajo número de empleados que esperan contratar en el futuro.

Honduras y Nicaragua todavía no aparecen como listados en dichos indicadores, pero muestran comportamientos muy parecidos.

Por su parte, el CEO de Escolarea LLC, Alejandro Corpeño, señala que la región centroamericana tiene todos los recursos necesarios para que desde nuestros países surjan nuevas empresas de tecnología con impacto global, pero algunas cosas deben cambiar para que esto suceda.

“Centroamérica en general tiene muchas ventajas geográficas y culturales para convertirse en una región lista para explotar todas estas oportunidades, pero la falta de liderazgo en la creación y sostenibilidad de un ecosistema que fomente el emprendimiento y toma de riesgos a nivel de cada país y a nivel de región es bastante obvia”, agrega.

*En nuestro próximo Foro Forbes El reto: Generar prosperidad habrá intercambio de ideas sobre la estrategia que debe tomar la región para dar un salto en el desarrollo de la población y de la economía centroamericana. El foro será el próximo 30 de mayo en Guatemala.

 

Siguientes artículos

México debe mirar hacia el sur: CASALMEX
Por

De acuerdo con cifras del Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext), los niveles de inversiones mexicanas suman ca...