La corrupción en las estancias infantiles no estaba en la dirección de las guarderías, sino en instancias superiores. La exdirectora del programa social de apoyo a madres trabajadoras y padres solos, Clara Torres, acusó a los “delegados, coordinadores y supervisores” del proyecto de cobrar las mordidas a las que apuntaba hace una semana el presidente López Obrador.

Las declaraciones de la exfuncionaria, en entrevista con El Universal, llegan luego de que AMLO anunció la cancelación de los recursos para el programa y lo justificó en que su Administración había detectado moches, en su conferencia mañanera del pasado jueves.

Torres explica que habló con responsables de las guarderías que afirmaban sufrir extorsiones por parte de los supervisores del programa. “Tenían mucho miedo de que, si denunciaban, tomaran represalias contra ellas. Especialmente porque los delegados validaban el ingreso de los niños”.

Como responsable, afirma que se coordinó con la Secretaría de Bienestar para correr a todos los delegados del programa y reemplazarlos por gente de la Cuarta Transformación. Además, se dieron facultades a dicha secretaría para corroborar que los niños y las estancias eran reales.

Por esto, explica que cuando comenzó la nueva Administración, el problema estaba “resuelto al 100%”, lo que no quita que padrones de las estancias infantiles estuvieran alterados porque “los delegados se encargaban de la supervisión de las estancias”.

López Obrador dijo que, se reduciría el presupuesto de esta política social y que a partir de ahora los recursos del programa, 1,600 pesos bimensuales por persona (200 menos que en el anterior Gobierno), se ingresarían directamente a los papás y las mamás.

La exdirectora dice que con la cancelación de esta política social va a “cimbrar al país, al cuidado infantil y a la posibilidad de inclusión de las mujeres en el sector laboral”.

Las acusaciones del presidente de la República provocaron la renúncia de Clara Torres al mando del programa. La salida se produjo en “excelentes términos” y le ofrecieron trabajar en el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores (Inapam). Renunció porque no se ve trabajando en algo que no tenga que ver con niños.

También te puede interesar:

PAN pide la gobierno aclarar apoyo de 800 mdp asignado a guarderías del PT

 

Siguientes artículos

Revocarán permisos a empresas que han incurrido en robo de combustibles
Por

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera dijo que se han bloqueado un total de 38 cuentas de manera directa y...