Las bajas temperaturas que se han hecho presentes en la ciudad a consecuencia del frente frío número 23 nos han afectado a todos, incluso, a tu mascota, quien resiente de igual o mayor forma los cambios de temperatura, llegando a padecer enfermedades respiratorias.

Las enfermedades no hacen distinción, mucho menos con ellas; y el que enfermen no necesariamente dependerán de su raza, tipo de pelaje o tamaño: las afectaciones estarán mayormente relacionadas con la edad de nuestros compañeros del hogar.

En ocasiones no tomamos las precauciones adecuadas por no conocerlas; incluso, tampoco sabemos identificar cuáles son los síntomas que pudieran revelar una afectación en la salud de nuestras mascotas. Considera que las temperaturas bajas, la humedad y las corrientes de aíre, pueden desencadenar posibles enfermedades tanto en las personas como en las mascotas. Por ello, toma nota:

¿Cómo darnos cuenta si nuestra mascota tiene alguna enfermedad? 

PUBLICIDAD

Los expertos de Royal Canin México recomiendan estar al pendiente de nuestras mascotas; si notas que el estado de ánimo cambia, así como si presenta malestar en general, mucosidad excesiva y fiebre, debes llevarla inmediatamente al veterinario más cercano.Entre las enfermedades más comunes se encuentran resfriados, bronquitis, neumonía, asma y amigdalitis, enfermedades no exclusivas de los humanos, como podría pensarse.

Cada una de ellas, con síntomas particulares que afectan especialmente a las mascotas jóvenes y a las de avanzada edad. Toma en cuenta las siguientes recomendaciones para prevenir que tus mascotas sufran alguna enfermedad ante el frío que se vive en la ciudad:

Mantenla en un lugar cálido. Es preferible permitir que en estos días fríos tu mascota pueda acceder al interior de tu hogar, y de ser así, hay que considerar tener una manta especial. Recuerda que tanto cachorros como ya en avanzada edad, presentan poco tolerancia al frío.

Buena alimentación e hidratación constante. Entre más alimento, más energía tendrá tu mascota, por lo que podrías aumentar la ración de croquetas. En el caso del agua, revisa su tazón y cámbiala constantemente, ya que podría enfriarse con la temperatura actual y nuestras mascotas no la tomarían.

Mantenla ejercitada. Aunque se encuentre refugiada en tu hogar, debes procurar mantenerla ejercitado. Por ello, aprovecha las horas de sol y programa una salida al parque para pasearla. Si tus actividades diarias lo complican, puedes, en tu mismo hogar, realizar estas acciones si el espacio lo permite.

Te puede interesar: 5 consejos para cuidar la piel en invierno

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

sueño, bienestar, dormir, insomnio
¿No puedes dormir? recupera la calidad de tu sueño fácilmente
Por

Descubre cómo convertir al sueño placentero en un hábito.