La Ciudad de México se convierte en la ciudad número diecinueve del país en abrir sus cines. Después de pasar largos meses cerradas, las salas de cine retoman actividades con los nuevas medidas de seguridad sanitarias para sus visitantes, a partir de este miércoles 12 de agosto.

La industria del cine ha sido una de las más afectadas durante la pandemia. Según datos de la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (tomando como referencia los datos de los últimos años en los mismos meses), en México se dejaron de vender más de 150 millones de boletos, lo que representó pérdidas de más de siete mil quinientos millones de pesos que la industria ha dejado de recibir.

También puedes leer: Estos son los estrenos que acompañan la reapertura de salas de cine en CDMX

Pese a lo anterior, las medidas con las que retoman actividades las salas de cine, se espera alienten a los visitantes a iniciar las visitas a estos espacios para disfrutar de los próximos estrenos cinematográficos.

La Ciudad de México retoma los protocolos de seguridad de los cines de otras ciudades que llevan más de un mes abiertos, para así replicarlos en cada una de las salas de la capital. A comparación de otras ciudades, en la capital se mantuvo la reapertura en semáforo naranja, lo que significa un menor número de aforo.

Para Tábata Vilar Villa, directora general de Canacine, este paso es histórico y alentador ante la caída en vertical y pronunciada que ha atravesado la industria en los últimos meses, manifestó para Forbes Life, esperando que estos actos poco a poco mejoren la situación.

“Desde la apertura de otras salas en el país, ningún caso de contagio o rebote se ha presentado, esto nos ha dejado claro que el verificar las medidas aplicadas, son la manera de corroborar el asistir de manera segura”, destaca Vilar.

¿Qué nuevos protocolos están considerados en la reapertura?

Para la Ciudad de México se espera que conforme avance el tiempo, las más de 900 salas de cine, entre comerciales e independientes, reabran completamente. Por el momento solo algunos complejos han sido considerados con base a los nuevos requerimientos.

Según informa Tábata Vilar, el aforo está limitado a solo un 30% de la capacidad de las salas de cine. Esto significa que, de cada diez, solo tres se ocupan, lo que brindará mucho espacio entre asistentes garantizando el espacio.

Para la directora de Canacine, de acuerdo a las investigaciones consultadas, asistir al cine es una actividad de poco riesgo, considerando que es una acción que se realiza en silencio, a la cual se le suman las medidas de seguridad, lo que evitaría un contagio en comparación con otros espacios cerrados donde las personas platican o gritan.

La experiencia de asistir al cine en la “nueva normalidad”, contempla que cada persona porte un cubrebocas para entrar a la sala. Uno de los aspectos cuestionados es el tema de los alimentos, para esto, la directora mencionó que seguirán siendo permitidos, ya que el hecho de ingerir comida no es un factor de riesgo.

“De acuerdo a las evidencias, los cines son lugares muy seguros”, recalca Tábata.

Aún así, algunos cambios se están contemplando en el tema de los alimentos. Se eliminará la venta de productos a granel como los dulces, mientras que los centros expendedores de productos como: salsas o chiles, también se retirarán. Cada cliente tendrá en individual este tipo de aditamentos.

Los horarios también se renuevan, contemplando ahora su apertura a las diez de la mañana para su primera función y a las ocho de la noche la última.  Con el objetivo de que la gente no se congregue entre función y función, se tiene destinado un tiempo considerable entre cada una de ellas, donde el personal se encargará de limpiar antes y después las salas.

Muchos cines han tenido que modificar de igual manera sus sistemas de aire acondicionado, para que cada hora el aire fluya constante y no sea el mismo el que permanezca en el lugar. Las puertas de las salas también permanecerán en la medida de lo posible abiertas para que exista flujo de aire.

Para la directora de Canacine, el regreso es alentador, pero se sabe que la industria, más allá de ganar, se enfocará a perder menos de lo posible reactivando el sector y alentando cada vez más a que la gente regrese a disfrutar de una película con las medidas necesarias de seguridad.

A comparación con otras ciudades, la Ciudad de México sí reabre las salas de cine con un mayor número de estrenos que han sido postergados, un incentivo importante para que cada vez más títulos lleguen próximamente a sus anhelados estrenos en las próximas semanas.

También te puede interesar: Estas series de Netflix tienen los días contados para su final definitivo


Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

estrenos cine
Estos son los estrenos que acompañan la reapertura de salas de cine en CDMX
Por

Con un tope de ocupación al 30%, algunas salas de cine de la Ciudad de México retoman operaciones desde este miércoles 1...