Empresas japonesas desean que la moneda vuelva a ganar terreno nuevamente, antes de que el declive genere mayores costos de importación de energía. Un 48% de las compañías desean que el yen se estabilice en torno a 100 unidades por dólar.

 

Reuters

TOKIO – Las señales apuntan a que la mayoría de las firmas japonesas impulsadas por las exportaciones, después de haber conseguido el yen más débil que anhelaban, ahora quieren que la moneda se estabilice o recupere  terreno, en lugar de seguir un declive que elevará cada vez más sus costos.

PUBLICIDAD

Aproximadamente la mitad de las empresas japonesas en una nueva encuesta de Reuters dijo que el yen ha caído lo suficiente, sólo el 15% quiere una disminución adicional y más de un tercio desea que la moneda rebote desde sus mínimos en cuatro años y medio.

Al mismo tiempo, funcionarios de alto rango en el Gobierno del primer ministro Shinzo Abe -que solían enfatizar la urgencia de revertir la fortaleza del yen- también han empezado a destacar la desventaja de la fuerte caída del yen, como los mayores costos de importación de energía.

El yen ha cedido un 23% frente al dólar y un 24% frente al euro desde mediados de noviembre, cuando se hizo evidente que Abe estaba a punto de ganar una elección general y pondría en práctica sus planes agresivos para reactivar la tercera mayor economía del mundo y dominar el fortalecimiento de la moneda japonesa.

La Encuesta Corporativa Reuters encontró que el 48% de las empresas quieren que el yen se estabilice en torno a 100 unidades por dólar. Sólo el 7% quiere que el yen se debilite a 105 unidades por dólar y un 8% a 110 yenes.

En contraste, un 29% desearía que el yen se fortalezca de nuevo a 95 unidades por dólar y un 9% prefiere un nivel de 90 yenes. El total no suma el 100% debido al redondeo.

 

Siguientes artículos

Jamie Dimon conservaría sus dos puestos en JP Morgan
Por

El New York Times, indicó que la institución financiera podría haber derrotado la propuesta de separar los cargos de pre...