Por Fernando González Ambía*

Los datos personales son un tema que siempre ha sido sensible, pero el avance tecnológico hace que protegerlos sea cada vez más importante. Algo tan inocente como tu fecha de nacimiento, un dato que seguramente conocen tus amigos y familiares, puede generar problemas si caen en las manos equivocadas. Con la eclosión de las Tecnologías Financieras (fintech), surgen muchas dudas y mitos sobre lo que pasa con tus datos personales.

Invadir la privacidad: un problema mundial con soluciones locales

En un mundo interconectado no importa si vives en México y jamás has viajado al extranjero; alguien podría usar tus datos, por ejemplo, en la Unión Europea o Estados Unidos y estarías ganando problemas en otra parte del globo. Si alguien consiguiera una identificación tuya podría cometer un delito, incluso en un lugar por el que jamás pasaste. Cuando se trata de información financiera el asunto es más serio si implica entidades de presencia mundial.

Internet es un territorio donde no existen reglas generales. En distintos países se ha comenzado a regular sobre cómo utilizar correctamente la información de los usuarios que recurren a las fintech. Además de garantizar que los clientes obtengan servicios adecuados, es importante que su información llegue únicamente a las instituciones autorizadas.

Los bancos tradicionales y sus técnicas de ventas son un ejemplo de por qué es necesario proteger los datos de los usuarios de servicios financieros. ¿Alguna vez te llamó un promotor insistiendo que contrataras una tarjeta de crédito que no solicitaste y ni siquiera supiste cómo obtuvo tu número?  A esto nos referimos.

En México operan 51 Instituciones de Banca Múltiple según datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNVB). Imagina que todas esas instituciones comparten tus datos y recibes una llamada de cada una, diariamente. Para evitarlo es importante la legislación.

La Unión Europea es un caso al que vale la pena seguir. En esa región se actúa bajo reglamentos regionales; lo que es correcto o penalizado en un país, lo es también en otro. Además, ya está en funciones desde el año pasado el Reglamento General de protección de Datos (GDPR, por sus siglas en inglés) y actualmente se discute la e-Privacy.

Podemos imaginar en un principio que se trata de un listado de buenas intenciones para no compartir datos sin autorización pero va más allá. Quizá la institución no desea compartir la información de sus clientes pero alguien podría obtenerla de forma ilícita. Si tomamos como base la reglamentación europea, los usuarios tienen derecho a saber lo que pasó con sus datos ante un evento de este tipo con un máximo de 72 horas después de ocurrido.

En México la Ley Fintech fue discutida oficialmente desde 2018. A diferencia de otras legislaciones en el mundo, establece criterios muy específicos para cada tipo de negocio. Además hay estatutos generales relacionados con tu información personal. Por ejemplo, debes conocer en todo momento el uso que se darán a tus datos. En caso de alguna inconsistencia la CNVB deberá sancionar a las instituciones que no cumplan.

Como cliente tienes derecho a saber lo que ocurre con tus datos. Si algo no te gusta, por ejemplo, las condiciones en que podría compartirse tu información, no tienes obligación de contratar el servicio. Si algo falla también tienes derecho a saberlo. El mundo de las Fintech es cada vez más amplio y seguramente encontrarás a una que te ofrezca exactamente lo que estás buscando, con la seguridad sobre tu información que mereces.

*Tecnólogo global y experto digital. Partner en QED Investors y CEO de Coru.com

 

Contacto:

Twitter: @Coru_mx

LinkedIn: fernandogonzaleza

Facebook: Coru

Blog: Coru.com/blog

Página web: Coru.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Los bancos centrales buscan relajar la situación
Por

Ante el deterioro de la economía, los bancos centrales tratan de aportar un soplo de aire fresco con la aplicación de nu...