LinkedIn está ansiosa por realizar una incursión en China que no lograron gigantes de Internet como Google, Yahoo y Amazon.com.

 

Reuters

PEKIN – Tras sufrir críticas entre redes sociales en Occidente por aceptar la autocensura en China, el sitio de redes laborales enfrenta a rivales locales y a una mentalidad única de la fuerza laboral para crecer en un mercado con el que está contando.

LinkedIn está ansiosa por realizar una incursión en China que no lograron gigantes de Internet como Google, Yahoo y Amazon.com.

Para hacer eso, más allá de lidiar con la censura, debe igualar a grandes actores locales, ya sintonizados con una generación de usuarios de Internet con una postura irreverente respecto de la cultura corporativa.

Previamente este mes, la red laboral online más popular de Occidente censuró publicaciones de usuarios en China que conmemoraban los 25 años de la represión por parte de Pekín de activistas prodemocráticos en la Plaza de Tiananmen.

Si eso le valió a LinkedIn el desprecio de redes sociales occidentales, pasó mayormente desapercibido en China continental y los inversionistas en Wall Street tampoco se impresionaron.

“La misión de LinkedIn es conectar a los profesionales de todo el mundo y el país con más profesionales en el mundo es China”, dijo el cofundador de la firma con sede en Mountain View, California, Reid Hoffman, en una presentación en Shanghái el mes pasado.

Pares locales consagrados como Dajie, Wealink y Tianji, con un combinado de más de 60 millones de miembros, obstaculizan su camino.

La apuesta es alta para LinkedIn, que comenzó a operar en China en febrero diciendo que cooperará con el clima de censura que ha sido rechazado por redes sociales globales, como Facebook y Twitter.

La compañía dijo entonces que un sitio localizado le ayudaría a llegar a 140 millones de profesionales en la segunda mayor economía mundial, un beneficio para una compañía que busca expandir su audiencia actual a 277 millones de miembros en la medida en que satura mercados desarrollados.

La estrategia de LinkedIn de ofrecer a profesionales de habla china una red de escala global en su propia lengua parece demasiado simple y es vista con escepticismo por rivales y entre algunos de la calificada fuerza laboral china que ya son usuarios de esa red y que manejan el inglés con fluidez.

 

Siguientes artículos

Donald Trump Nancy Pelosi
Pelosi tacha de ‘bazofia inconstitucional’ las órdenes económicas de Trump
Por

La jefa de la Cámara de Representantes la demócrata Nancy Pelosi, tachó de "bazofia inconstitucional" las órdenes ejecut...