Para apoyar a romper el círculo de pobreza y desigualdad en las que muchas mujeres del país están sumidas, hay un factor determinante: impulsar la corresponsabilidad entre hombres y mujeres en el trabajo no remunerado, es decir, los trabajos de cuidado de hijos, adultos mayores, enfermos y el mantenimiento del hogar.

Éste representa uno de los principales enfoques en materia de paridad de género del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, advirtió Nadine Gasman, presidenta de Inmujeres.

“Para que las mujeres podamos estar en el espacio público con tranquilidad, con la misma concentración que los hombres para lograr nuestros objetivos, políticos o empresariales, necesitamos que esta ‘revolución’ venga acompañada de un cambio en el reparto de responsabilidades del cuidado”, señaló Gasman durante su participación en el Foro Forbes Mujeres Poderosas 2019.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi) las mujeres que emprenden un negocio en México ocupan cuatro veces más de su tiempo en tareas de cuidado que los emprendedores hombres.

“Necesitamos fomentar la corresponsabilidad al interior de las familias, con el Estado y la iniciativa privada, porque para empezar no podemos estar en dos lugares al mismo tiempo; y segundo, no podemos seguir la inaceptable pobreza de tiempo, pues afecta negativamente a nuestras condiciones y expectativas en el futuro”, detalló la funcionaria.

Te interesa: Comités de inclusión y mujeres en puestos clave, estrategia de la IP

Gasman apuntó que otro pendiente en materia de paridad de género es la integración de las mujeres a puestos gerenciales En las empresas mexicanas, ya sea pequeñas, medianas o grandes.

“Más de dos tercios de los presidentes que se entrevistaron de un estudio dijeron que tener mujeres en el Consejo de Administración es relevante para el desempeño de estos, sin embargo, el apoyo para hacer realidad este dicho es poco, únicamente 24% de los presidentes de junta directiva consideran en su agenda integrar la diversidad de género”, señaló.

Recordó que hace una semana en el Senado de la República se aprobó una reforma para asegurar la paridad de género en cada uno de los niveles de gobierno, sin embargo, no hay garantía que los resultados sean absolutamente positivos.

“Es una transformación radical, pero ¿acaso la paridad numérica garantizará avance para las niñas y mujeres del país? Pues eso es una respuesta inconclusa, no se nace libre se llega a serlo y en este camino tenemos que avanzar en la meta mínima de derechos humanos de niñas y mujeres y sobre todo ver la paridad en acción”, afirmó.

 

Siguientes artículos

14 claves para desarrollar tus capacidades ante el fracaso
Por

Invertir en tu desarrollo personal no es fácil, pero es posible, de acuerdo con el coach Alberto González.