EFE.- La economía de Reino Unido creció el 0.1% en el primer trimestre del año (enero a marzo), informó este viernes la Oficina Nacional de Estadísticas (ONS) local.

En términos mensuales, el producto interior bruto (PIB) británico creció en enero el 0.5%, en febrero se mantuvo plano (0%), mientras que en marzo retrocedió el 0.3%.

El sector servicios creció el 0.1% en los tres primeros meses del año, mientras que la construcción avanzó en el trimestre el 0.7% y el industrial aumentó el 0.5 %, indicó la ONS, y agregó que no hubo crecimiento en el consumo de los hogares. 

El director de estadísticas económicas de la ONS, Darren Morgan, señaló hoy que, “a pesar de que la economía del Reino Unido sufrió una contracción en marzo, el PIB creció un poco durante el primer trimestre. La caída en marzo fue impulsada por disminuciones generalizadas en todo el sector servicios”.

“Las ventas de automóviles fueron bajas en términos históricos, continuando la tendencia observada desde el comienzo de la pandemia”, dijo Morgan, y agregó que marzo tampoco fue bueno para el comercio minorista.

Te podría interesar: FMI alerta de ‘graves repercusiones’ globales si EU no eleva su techo de deuda

Inflación pega a la economía británica

Este ha sido el primer cálculo que hace la ONS sobre el PIB correspondiente a los tres primeros meses de 2023.

El Reino Unido no ha entrado este año en recesión, a pesar de que el Gobierno vislumbraba el año pasado esa posibilidad.

La inflación interanual británica se mantiene en niveles muy altos al situarse en el 10.1%, lo que ha obligado al Banco de Inglaterra a disponer varios incrementos de los tipos de interés.

La entidad anunció ayer una subida de los tipos del 4.25% al 4.5%, el nivel más alto desde 2008, a fin de controlar la inflación.

El banco emisor inglés decidió el incremento -el duodécimo consecutivo- al término de una reunión de su comité de política monetaria, que tiene como objetivo tomar medidas para conseguir que la inflación se sitúe en el 2%.

La inflación se mantiene alta por el continuo incremento de los productos alimentarios y bebidas.

El Banco de Inglaterra espera que la inflación baje considerablemente este año y llegue al 2% a finales de 2024.

Suscríbete a Forbes México

 

Siguientes artículos

China-central nuclear
China advierte sobre una nueva Guerra Fría ‘desastrosa’ en su relación con Europa
Por

Qin Gang, el ministro de Exteriores de China, expresó su preocupación a que comience una nueva Guerra Fría que dificulte...