La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) dijo que no ha detectado alteraciones intencionales 0 ‘diablitos’ en despachadoras de combustible de las gasolineras verificadas durante 2017.

De las 11,675 gasolineras en México, la dependencia ha verificado, hasta el 11 de diciembre, 7,899. Esto significa que ha revisado 117,454 mangueras despachadoras de gasolina y diésel, de las cuales, han sido inmovilizadas 4,252 por irregularidades, reveló Raymundo Rodríguez Diego, subprocurador de verificación, durante una conferencia de prensa.

El subprocurador explicó que a las mangueras se les aplican 21 pruebas, incluida la medición de litros de litro. Respecto a las inmovilizadas, 2,080 han sido por error de repetibilidad, es decir, que al realizarle tres pruebas de un litro a la despachadora, esta no entrega la misma cantidad. Solo 243 han sido por no entregar litros de litro.

“Los equipos, por el uso, se descalibran. Ninguna de esas 243 han sido por una manipulación voluntaria de los equipos”, aseguró el funcionario.

PUBLICIDAD

Rodríguez utiliza la analogía de los ‘diablitos’ en los medidores de luz para alterar la lectura y que sea menor, pero descarta esta posibilidad.

“En cuanto a combustibles, forzosamente le tienes que poner algo a la bomba, el famoso diablito, que disminuya el spread (…) En el tema de gasolina, como en luz, un diablito te cuesta la cárcel; en gasolina, no solo la cárcel: pierdes la concesión en automático. Si hay alteradas, que las denuncien. Nosotros realizamos a cada bomba 21 pruebas, abrimos los equipos, se verifica visualmente, si hubiera diablito, sería algo fácil de notar”, comentó.

Profeco dijo que aún no puede compartir las cifras de multas porque todos los gasolineros pelean jurídicamente y no hay uno solo que haya pagado al Servicio de Administración Tributaria (SAT). “Todas están en disputa”, dijo.

Lee también: La app para evidenciar gasolineras que no despachan litros de a litro

 

Denuncias son entre gasolineros

El procurador federal del consumidor, Rogelio Cerda, dijo que gran parte de las denuncias que ha recibido la dependencia sobre gasolineras con irregularidades son entre competidores.

“Muchas denuncias todavía son entre los propios gasolineros”.

Detalló que como la llamadas son anónimas, el quejoso da detalles “ultraprecisos”, incluso con el número de estaciones que tienen los dueños.

Cerda espera que antes de que acabe la administración en 2018, el número de quejas actuales se reduzca a la mitad.

 

 

Siguientes artículos

Comisiones del Senado aprueban Ley de Seguridad Interior
Por

La nueva Ley establece las circunstancias, tiempos y protocolos para que el Ejército, la Marina o la Policía Federal pue...