La Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) opinó que el reagrupamiento de seis empresas subsidiarias y una filial de Comisión Federal de Electricidad (CFE) representaba un riesgo para la competencia de la industria eléctrica y puede afectar a los consumidores del servicio eléctrico.

“Algunas de las modificaciones podrían poner en riesgo las condiciones de competencia y libre concurrencia en la industria eléctrica del país”, detalló la autoridad antimonopolios en un comunicado.

Cofece se refiere al acuerdo publicado por la Secretaría de Energía (Sener) en el Diario Oficial de la Federación , el pasado 25 de marzo, para modificar los términos para la estricta separación legal de CFE, publicados el 11 de enero de 2016, como parte de la Reforma Energética del gobierno priista de Enrique Peña Nieto.

Este acuerdo puede propiciar, según el regulador de competencia, la creación de una o más empresas de generación eléctrica con poder de mercado.

La consecuencia  sería el favorecimiento para subsidios cruzados entre plantas eléctricas para sostener centrales menos eficientes, además de generar incentivos para restringir la capacidad disponible de electricidad en plantas más eficientes y despachar aquellas con menor eficiencia.

Ambas acciones tienen como consecuencia el aumento de los costos de producción de electricidad, dañando a los usuarios del servicio”, advirtió Cofece.

Por otra parte, la autoridad antimonopolios mencionó que la separación vertical de distribución y comercialización busca un acceso parejo a la red eléctrica de todos los participantes de la industria, principalmente de los nuevos generadores privados, y fomentar la existencia de múltiples suministradores calificados de electricidad, adicionales a CFE, que ofrezcan mejores condiciones de servicio eléctrico.

Según Cofece, la separación horizontal incentivó a las empresas subsidiarias de generación de CFE a ser más eficientes y productivas, pues la dinámica de competencia entre ellas y otros generadores las motiva a utilizar tecnologías de generación que les permitan ofrecer electricidad al menor costo posible.

Otros beneficios citados por Cofece fueron de transparencia en la gestión de recursos de las mismas, la promoción de la inversión y disminución de incentivos para aplicar subsidios cruzados.

Pero para el director general de CFE, Manuel Bartlett, la separación derivada de la Reforma Energética fue una “carnicería”. Para empezar, a pesar de la división, la empresa consolida sus resultados financieros de subsidiarias y filiales.

CFE recordó que los términos obligaban a operar una central en Baja California desde Veracruz. Además, los términos impidieron la transferencia de refacciones, equipos y comunicación para prestarse materiales existentes.

Incluso la Auditoría Superior de la Federación (ASF) señaló que 4 de las subsidiarias “no estuvieron en condiciones de ser rentables ni de generar valor económico y rentabilidad para el Estado”.

Aquí la historia completa: La reforma energética hizo una carnicería de CFE: Bartlett

Cofece realizó cinco recomendaciones a Sener y a la Comisión Reguladora de Energía (CRE) que te compartimos a continuación:

  • Que en caso de que la CFE reestructure la composición de activos de generación, mantenga algún grado de separación horizontal en el eslabón de Generación, así como la separación funcional de las empresas que participan en este segmento. Además de mantener la separación funcional de las empresas que realicen Generación, evitando intercambios de información privilegiada y empleados.
  • Que CFE mantenga la separación vertical entre los eslabones de Distribución y Comercialización en términos de la legislación vigente.
  • Que Sener y la CRE vigilen y aseguren la estricta separación de la CFE con base en las facultades que la legislación mexicana les otorga.
  • Que a dos años de la separación original se realice una auditoría independiente para verificar el cumplimiento de lo establecido y, posteriormente, cada cuatro años. Adicionalmente, en un ejercicio de transparencia y rendición de cuentas, evalúe sus efectos en el mercado eléctrico y en otros relacionados.

Cofece coincidió con el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador en la necesidad de ofrecer a los consumidores un servicio eléctrico a menos precios posibles, y reiteró su compromiso para colaborar en la transición de un mercado cerrado a uno competido.

 

Siguientes artículos

Gobierno de AMLO promete cuidar a empresas nacionales ante la ley Helms-Burton
Por

La Secretaría de Relaciones Exteriores dijo que protegerá jurídicamente a empresas locales que puedan verse afectadas....