El Servicio de Administración Tributaria (SAT), en la modificación al Anexo 3 de la Resolución Miscelánea Fiscal (RMF) para 2019, adicionó un criterio que establece que los ingresos obtenidos por servicios de hospedaje a través de plataformas tecnológicas están obligados al pago del Impuesto Sobre la Renta (ISR) y el Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Lo anterior implica que las aplicaciones como Airbnb y HomeAway tendrán que pagar ISR e IVA, pues no hacerlo será considerado por el SAT como una “práctica fiscal indebida”.

En el caso del ISR, el SAT argumenta que el servicio que ofrecen los anfitriones es de hospedaje, es decir, una actividad empresarial, de acuerdo con El Financiero.

En el caso del IVA, el fisco indica que deberán pagar el impuesto los contribuyentes que a través de una plataforma tecnológica otorguen hospedaje, ya que se debe tributar por otorgar un servicio, como es el arrendamiento de un bien.

Hace unos meses, el secretario de turismo, Miguel Torruco, se pronunció a favor de endurecer la regulación de las plataformas digitales, como Airbnb. Si bien, estos servicios ya pagan impuestos locales en siete estados y tienen acuerdos de colaboración con cinco ciudades, el funcionario pretende incrementarles las contribuciones.

Esto trascendió después de una reunión, en febrero pasado, entre funcionarios de Sectur y los agremiados de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles (AMHM).

Entre los objetivos que se definieron, destacan el de contar con un registro y el de fijar las normas de seguridad y calidad para los usuarios de las plataformas, de acuerdo con lo señalado por Sectur. Otro: crear una mesa de trabajo con Hacienda y el SAT para definir criterios tributarios aplicables a escala nacional.

Te recomendamos: Hacienda y hoteleros quieren hospedar a Airbnb

 

Siguientes artículos

México puede producir más gas natural y abatir dependencia con EU
Por

El potencial de gas que yace en el subsuelo mexicano equivale al 80% de la producción histórica del país.