En la zona metropolitana de Guadalajara (Guadalajara, Zapopan, Tonalá, Tlajomulco y Tlaquepaque) hay más cafeterías que cantinas. La idea de “hacer oficina” en la cafetería la tomaron muy en serio los tapatíos, al grado de contar hoy en día con auténticos catadores de esta bebida de grano. Curiosamente, Jalisco no destaca entre los principales productores de café en el país, ah pero qué tal abundan las cafeterías en cada rincón.

Así pues, Guadalajara es una ciudad muy comercial y la proporcionalidad de cafeterías contra habitantes es muy alta. Una prueba de ello es la expansión de franquicias como Starbucks, El Café de Córdoba, La Borra del Café, Café Providencia o La Estación de Lulio, sólo por mencionar algunas.

Uno de los países que más consumen café es Alemania con 40 kilogramos de café per cápita al año. En Latinoamérica es Brasil quien más consume café con 20 kilogramos per cápita al año, y aunque México registra apenas 1.8% de consumo per cápita de café, el índice de crecimiento es el más alto de Latinoamérica. De hecho este mercado mantiene un crecimiento de 5 a 6 % por año, por lo que tiene un alto potencial.

 

PUBLICIDAD

Guadalajara como laboratorio de pruebas

La Perla Tapatía sigue siendo un laboratorio de pruebas por excelencia. Recientemente hizo su arribo a esta ciudad la franquicia más antigua de café que se tenga registro: Café Barbera. Creado en 1870 por Doménico Barbera, quien inició su propia empresa tostando café en una pequeña máquina al sur de Italia, era conocido como “Il Mago” por la calidad, aroma, cuerpo y sabor de su café. Seis generaciones más tarde, la familia Barbera ha perfeccionado el arte italiano de hacer café y por 146 años ha logrado no sólo preservar la tradición de elaborar el mejor café sino que ha llevado esta marca por el mundo.

Hoy, Café Barbera está en 50 países, siendo Dubái su primer socio franquiciatario ya que inauguró su primera coffeeshop fuera de Italia en 2004.

A partir del mes de septiembre, Guadalajara se convierte en la primera ciudad del país en abrir una boutique de Café Barbera en nuestro país. Con esto, México se suma a la tendencia digital mediante el concepto e-commerce de la marca con una capacidad de envío a toda la República Mexicana.

Xavier Iturbide, comanda las riendas de esta cadena en México y apostó al potencial de Guadalajara para medir el nivel de aceptación de este concepto y así establecer un plan de expansión a todo el país.

De esta manera, Café Barbera entra de lleno apostando por los paladares mexicanos con café en grano, molido y cápsulas compatibles con las máquinas de Nespresso. Pero también llega a una plaza donde los mercadólogos mexicanos lanzan sus nuevos productos o servicios y del nivel de aceptación, dependerá el éxito de su implementación a nivel nacional e incluso, internacional.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Raul_Curiel

Facebook: raul.curiel.148

Página web: dedalocomunicacion.com

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Grupo Idesa, tras un mercado energético de 2,500 mdd
Por

La reforma energética no es sólo petróleo, y el despegue de Grupo Idesa da evidencia de ello. Con el proyecto Etileno XX...