En el «Día de los Inversores en Autonomía» -The Autonomy Investors Day-, el CEO de Tesla, Elon Musk, reveló que la compañía ha desarrollado su propio chip de auto-manejo diseñado específicamente para sus vehículos, y lanzaría un servicio de «robo-taxi» para los propietarios de automóviles autónomos.

E incluso, la forma en que funcionaría una flotilla robotaxis de Tesla, según Musk, es que los propietarios de un auto de esa marca podrían optar a que su automóvil se convirtiera en parte de la flota de taxis de Tesla cuando no lo estén usando.

Si bien no se ha dicho nada de cómo se implementaría la iniciativa, es todo parte de un plan maestro «actualizado».

Prioridades

Si bien la primera hoja de ruta de Tesla fue construir un automóvil deportivo, luego un automóvil más asequible y, finalmente, un vehículo de mercado masivo (el Modelo 3 de hoy), Musk ahora tiene la palabra «autonomía» en la parte superior de su lista.

Musk dice que planea tener un Tesla autocontrolado «full» en la carretera para el 2019 (con el conjunto completo de hardware y software necesario para la conducción autónoma) y luego un programa de robo-taxi para el 2020.

Hay muchas razones para ser escépticos, ya que la tecnología del auto autónomo no está a la vuelta de la esquina.

Cuando se le preguntó acerca de la posibilidad de que los reguladores aprobaran los robo-taxis de Tesla, Musk dijo que confiaba en que los datos hablarían por sí mismos.

«Cuando presenta los datos, [los reguladores] siempre llegan a la conclusión correcta», dijo, confiando mucho en un proceso regulatorio que apenas ha comenzado.

Lee también: Tesla investiga explosión de un modelo S en Shanghái

Otro inversionista preguntó sobre quién sería responsable en caso de un accidente por uno de los Teslas en el programa de robo-taxi. «Probablemente Tesla», respondió Musk, vacilante. «Creo que lo correcto es asegurarse de que haya muy pocos accidentes».

Peter Bannon, líder en ingeniería de hardware de Tesla y ex ejecutivo de chips de Apple, dijo en el evento que este -el contienen todos los Tesla en la actualidad-, es el primer chip personalizado de la marca, y que un chip de segunda generación que aún esta en desarrollo, aproximadamente a dos años, sería varias veces mejor.

Pero el Autonomy Investors Day le dio a Musk la oportunidad de hacer lo que mejor sabe: mostrar una visión elegante y emocionante del futuro (incluso si todavía faltan muchos años).

Con información de Quartz y Tesla.

 

Siguientes artículos

Wish: el imperio de las compras ultrabaratas
Por

El deseo de Peter Szulczewski fue Wish, la aplicación de compras más descargada del mundo el año pasado. Las compras de...