En columnas pasadas hemos hablado de distintos temas relacionados con los avances en la publicidad digital; ahora, conversaremos sobre cómo con el flujo constante de datos pseudónimos (datos que no están vinculados a la identidad de una persona, sino a un navegador web o a un dispositivo móvil) que vamos creando al utilizar diferentes dispositivos móviles para comprar, trabajar e interactuar en nuestras redes sociales, las marcas -con la ayuda de plataformas de marketing programático- nos entregan anuncios más relevantes sobre los productos y servicios que nos interesan.

Sin embargo, muchos consumidores temen que los anunciantes hagan caso omiso de los derechos de privacidad. En muchísimas ocasiones he recibido preguntas sobre el peligro al perder la privacidad y qué tenemos que hacer para protegernos. Estos miedos muchas veces vienen de la falta de conocimiento del tema, por lo que a continuación aclaro algunas dudas y les invito a considerar los siguientes puntos:

 

  1. Aviso y elección: En muchos países, las empresas están obligadas por ley a informar a los consumidores sobre los tipos de datos que recopilan, además del cómo y por qué los utilizan. La mayoría de las compañías satisfacen estos requisitos publicando una política de privacidad en sus sitios web; allí se puede saber qué hacen con los datos obtenidos mediante el uso de una determinada plataforma. En cuanto a la elección, muchas de las plataformas, redes sociales y juegos que usamos en nuestras computadoras, teléfonos inteligentes y otros dispositivos móviles, solicitarán tu permiso para el uso de datos en el momento del registro. Muchas compañías también ofrecen alternativas para que optes por no recibir datos en cualquier momento.
  2. Los datos no están vinculados a tu nombre / identidad real: La mayoría de los sistemas de marketing programáticos están diseñados para evitar el uso de nuestros nombres, domicilio e información que se ligue fácilmente a nuestra identidad real, para realizar publicidad personalizada. Generalmente están diseñados para reconocer el mismo navegador web o dispositivo móvil en el tiempo, mediante un identificador pseudónimo (como un ID de cookie).
  3. Hay gran autorregulación: Muchas compañías en el mundo de la tecnología publicitaria siguen las pautas proporcionadas por los grupos de autorregulación para no pasar la raya del abuso en la privacidad. Lo creas o no, la mayoría de las plataformas no aceptan usuarios menores de 13 años; asimismo, deben seguir reglas y prohibiciones particularmente estrictas en torno al uso de datos relativos a temas sensibles (por ejemplo: condiciones de salud graves y ubicaciones precisas de los consumidores a lo largo del tiempo).
  4. Puedes perfeccionar qué publicidad ver o elegir que no aparezcan anuncios basados en tus intereses: En muchas plataformas sociales, de información, juegos, entre otros, puedes elegir hacer una auto-segmentación (decir específicamente cuáles son tus intereses) o solicitar que no lo hagan. En la mayoría de los anuncios que vemos, viene un pequeño logotipo (generalmente en la parte superior derecha) llamado Ad Choices; si haces clic ahí, puedes ingresar a un sitio que te permite desactivar la publicidad personalizada. También puede elegir no participar con compañías que son miembros de grupos de autorregulación, visitando las páginas proporcionadas por esos mismos grupos, incluyendo la Network Advertising Initiative y la Alianza de Publicidad Digital.
  5. La segmentación ofrece beneficios para el usuario: El que nos puedan segmentar significa principalmente que nuestra experiencia digital va a ser mucho más personalizada y relevante. Hay información que debemos dar para que esa experiencia funcione correctamente. Imagina que quieres hacer uso de una red social, pero no estás de acuerdo en compartir la información de quiénes son los amigos y conocidos con los que quieres tener comunicación.

Desde mi punto de vista, la personalización hace más agradable nuestra experiencia digital, sin implicar peligros serios, siempre y cuando sepamos cómo se utilizan nuestros datos y apliquemos usemos el sentido común en lo que compartimos.

PUBLICIDAD

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Rodakworld

Facebook: MediaMath

Página web: Mediamath

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Cofece terminará este año investigación en mercado de leche
Por

El 50% del mercado de lácteos se concentra en Lala, Alpura, Nestlé, Sigma y Lactalis, según datos a 2016 de Euromonitor...