La ruta turística que busca conquistar a Centroamérica

La Organización Mundial de Turismo estima que otras formas de turismo han representado 20% de los 453,000 mdd que generaron los cerca de 663 millones de turistas en las dos últimas décadas.

atitlan-guatemala

No se trataba de una esquiva ave del paraíso de Centroamérica. Era un pájaro pardo que cruzó al vuelo un claro de la foresta para desaparecer, después, entre una maraña de espesa vegetación.

La experiencia se vivió en una de las montañas de la Ruta Trinacional de Turismo (RTTS), iniciativa única en Centroamérica que integra 184 atractivos en 45 municipios de El Salvador, Guatemala y Honduras.

Durante 10 minutos el guía grabó el canto del ave y había tocado la cinta esperando atraerlo a un espacio abierto. Después de casi cuatro horas de relajado trayecto, el grupo, ávido de experiencias nuevas, llegó al primer destino: Copán Ruinas, cuna de la milenaria civilización maya y parte de la RTTS.

Allí la población de aves, incluyendo quetzales, loros y tucanes, es abundante y los helechos gigantescos, algunos de hasta 20 metros de altura están catalogados como los más altos de América Central, que dan la impresión de un parque prehistórico del periodo Jurásico.

 Puedes leer: Guatemala y Honduras ya no usarán visa para ir a República Dominicana

Representantes del sector privado y pobladores de la zona se han unido con autoridades locales para potenciar el atractivo de multidestinos, que en el caso de Esquipulas reportan un millón de visitantes sólo a la Basílica del Cristo Negro. En Copán Ruinas esa cifra llegó a 110,000 en 2015.

“A nivel de peregrinaje llegan personas de varios puntos y de enero a diciembre en los últimos 12 años se tiene registro de 1.5 millones de visitas que pasan frente al Cristo Negro. Sin embargo, no estamos tomando en cuenta a quienes no llegan a la basílica y que alcanzan los tres millones de personas al año”, dice José Roberto Guzmán, técnico en Promoción y Comercialización de la RTTS.

Hablar del Trifinio es también referirse a deportes de aventura donde los amantes de sensaciones más fuertes pueden atreverse a más.

“Pretendemos hacer enlaces e intercambios para ofrecer los tres países”, señala José Roberto Guzmán. Su visión es clara: se puede llegar a alcanzar metas altas en la medida en que los promotores consigan atraer a los turistas.

El desafío es crear un camino estratégico motivado por el idealismo, pero sostenido por las ganancias. La nueva tendencia son los viajeros que buscan autenticidad.

La Organización Mundial de Turismo estima que otras formas de turismo han representado 20% de los 453,000 mdd que generaron los cerca de 663 millones de turistas en las dos últimas décadas.

Aún más impresionante resultan las predicciones de crecimiento que van de 10 a 30% anual a mediano plazo.