En su primera década de existencia las criptomonedas han ganado popularidad. Aunque no son un medio de pago común y les falta mucho para que compitan con las monedas locales, aun así, son cada vez más buscadas para transacciones especializadas y aficionados a las inversiones. Si has decidido usar este “dinero virtual”, debes ser muy cuidadoso con la seguridad.

El modo de uso define el tipo de seguridad

Como pasa con el efectivo, no siempre será necesario el mismo nivel de seguridad. Si se trata de los ahorros de toda tu vida existen mecanismos de protección para que nadie lo toque, como una caja fuerte o una cuenta en el banco. Cuando se trata de cantidades pequeñas las medidas son más relajadas, con las criptomonedas pasa algo similar.

Primero hay que aclarar: las criptomonedas no se parecen al uso del dinero en los bancos. Las operaciones se realizan principalmente mediante billeteras electrónicas o eWallets. Existen instituciones de seguridad, pero no tienen una presencia tan grande como los bancos. Además, no son completamente necesarias, siempre que tomes las precauciones necesarias tus criptomonedas estarán a salvo.

Para intercambiar criptomonedas se utilizan llaves. La llave es una especie de clave cifrada para evitar que alguien intercepte tus transacciones y robe tu dinero. Para realizar operaciones con este dinero virtual existen llaves públicas y privadas. La pública será usada por tu billetera electrónica al momento de pagar o cobrar, mientras que la privada le pertenece únicamente al dueño, así que debes guardarla muy bien.

Lee: Libra, la criptomoneda con la que Facebook quiere lavar su reputación

Realizar una operación con criptomonedas es diferente a una compra en una tienda física: al realizar una operación por internet mediante una eWallet el proceso es distinto y los sistemas de intercambio utilizan distintos medios de seguridad.

Para intercambiar criptomonedas necesitas una billetera electrónica que compatible con estos sistemas de intercambio, así que con tu cuenta se te asignará una dirección propia que consta de 34 caracteres entre letras y números, algunas te permiten definir tu dirección y otras te la asignan automáticamente. Gracias a ésta se pueden seguir las operaciones que hagas desde tu eWallet. La tecnología permite el monitoreo de operaciones para confirmarlas. Aún con esto, si tu llave cae en manos de alguien más corres el riesgo de perder tus criptomonedas.

Existen dos formas básicas de guardar las llaves de tus criptomonedas: en la nube o en un soporte físico. Si manejas cantidades pequeñas de criptomonedas la nube es una buena opción. Aquí te bastará con utilizar lo que se conoce como una Hot Wallet, o sea una billetera electrónica con presencia online. Su funcionamiento es rápido, pero ya que se mantiene en línea permanentemente el riesgo de que alguien acceda a ella es mayor; si bien, están diseñadas para ser seguras, esto no está garantizado 100%.

Lee también: ¿Para qué se usan criptomonedas como Bitcoin?

Para quienes manejan grandes cantidades de criptomonedas un soporte físico será más seguro. Se les conoce como Hardware Wallets y te permiten administrar la información de seguridad de tus criptomonedas offline. Las Hardware Wallets son un dispositivo aparte, así que tienen un costo extra. Si manejas grandes cantidades de criptomonedas es recomendable adquirir uno, sus costos rondan los 100 dólares y aunque parezca un costo alto, garantizan un nivel de seguridad mucho mayor que la nube.

La información sobre tus criptomonedas es tuya. Recuerda que se trata de datos encriptados, así que ya están guardados con claves para su protección; sin embargo, no está de más tomar precauciones. Como en cualquier operación por internet es importante recurrir únicamente a sitios y aplicaciones confiables, que puedes reconocer por las opiniones de usuarios y sellos de verificación.

 

Contacto:

Twitter: @Coru_mx

LinkedIn: bernardo-prum

Facebook: Coru

Blog: Coru.com/blog

Página web: Coru.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

China-México
La política migratoria y comercial con China
Por

Hay mucho que hacer para consolidar la asociación estratégica con China; un buen comienzo podría ser la parte del visado...