La asociación denominada “Alto a la obsolescencia programada” (HOP, por sus siglas en francés)  presentó una denuncia ante una corte francesa en contra de la estadounidense Apple, bajo la acusación de que modificó los modelos anteriores del iPhone.

Esto, subrayó HOP, para ralentizar el funcionamiento de los dispositivos y favorecer presuntamente la venta de nuevos equipos.

Así, la asociación francesa acusó a la firma dirigida por Tim Cook de empeorar el rendimiento de los modelos anteriores al iPhone X lanzado a finales de octubre para favorecer las ventas de su último modelo.

Después de lanzamientos poco destacados en sus modelos pasados, Apple logró despertar altas expectativas con el iPhone X, ya que cientos de personas en varias ciudades hicieron largas filas e incluso acamparon para ser de los primeros en comprar el nuevo teléfono, tal y como ocurría años atrás.

PUBLICIDAD

Además, se da un día después de que las acciones de Apple y de varios de sus proveedores asiáticos cayeron tras un reporte del periódico Economic Daily, de Taiwán, que citó a analistas diciendo que la demanda por su dispositivo de aniversario podría ser inferior a la esperada en el primer trimestre.

Los cargos presentados ante el Procurador de la República en París son los de “engaño” y “obsolescencia programada”. La denuncia se suma a las amenazas de acusaciones por el mismo caso en varios países, incluido Estados Unidos.

La semana pasada Apple reconoció oficialmente haber bloqueado voluntariamente la velocidad de sus modelos anteriores para “prolongar la duración de la vida” de la batería de los aparatos.

Lee: Reporte de débil demanda por iPhone X pega a Apple y proveedores

 

Siguientes artículos

Orizaba, el ‘orgullo’ ambiental de Heineken
Por

Para elaborar Sol, Dos Equis, Tecate, Indio, Heineken y Carta Blanca, se utilizan 2.6 litros de agua por cada litro de c...