Notimex.- La Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) manifestó su “rotundo rechazo” a la decisión del Gobierno Federal, en particular de Sener y CFE, de emitir un ordenamiento que impediría, en la práctica, la inversión nacional y extranjera en proyectos de generación de energías renovables.

Apuntó que, ante ello, algunas de las empresas generadoras afectadas por las disposiciones han recurrido ya al amparo, y seguramente otras harán lo propio en los próximos días, independientemente de recurrir a arbitrajes internacionales de inversión.

Descarga gratis la edición impresa de Forbes México

Argumentó que los titulares de la Secretaría de Energía (Sener) y de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) han venido desde diciembre pasado realizando repetidos intentos para modificar la normatividad del sector eléctrico nacional.

Primero fue un “Pliego Petitorio” de la CFE a la CRE en diciembre de 2019 y luego el 29 de abril el “Acuerdo para Garantizar la Eficiencia, Calidad, Confiabilidad, Continuidad y Seguridad del Sistema Eléctrico Nacional, con motivo del Reconocimiento de la Epidemia de Enfermedad por el Virus SARS-CoV-2 (COVID-19)”, emitido por el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace).

Este último, apuntó, recibió amplio rechazo público y una opinión de la Comsión Federal de Competencia Económica (Cofece) en el sentido de que, por considerar que no cubría el requisito de ser producto de un consenso con los agentes del Sistema Eléctrico Mexicano, podría acarrear alteraciones al regular funcionamiento del mismo.

“Finalmente, el viernes 15 de mayo la Sener envió a la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (Conamer) el ‘Acuerdo por el que se emite la Política de Confiabilidad, Seguridad, Continuidad y Calidad en el Sistema Eléctrico Nacional’, solicitándole la exención de MIR (análisis de impacto regulatorio) como paso para proceder a la inmediata publicación en el DOF y entrar en vigor”, acusó el organismo.

“Esta última medida significa una plena vulneración del Estado de derecho, el otorgamiento de facultades extralegales a la CFE en relación con la planeación y operación del SEM y probable abuso de autoridad de parte de la Sener, entre otros”, recalcó.

“Estas acciones impactan negativamente la imagen internacional de México como país destino de inversiones, ya que incrementan sensiblemente el riesgo regulatorio que, junto con una creciente precariedad económica y financiera, reduce el atractivo del país frente a otros posibles destinos de inversión”, alertó la cúpula empresarial.

“Esta decisión afecta el tema de la inversión privada nacional y extranjera en proyectos que generarían empleos y nos ayudarían como país a avanzar en el equilibrio entre energías renovables y las provenientes de recursos no renovables, como es el petróleo”, sostuvo Francisco Cervantes Díaz, presidente de la Concamin.

“Nuevamente es un mensaje contradictorio que en medio de la pandemia del coronavirus y justo cuando México debe generar certeza al interior y al exterior para promover la inversión productiva en un tema tan relevante para las nuevas generaciones, se decide tomar una decisión que a todas luces solamente responden a un criterio cerrado de los titulares de la Secretaría de Energía y de la Comisión Federal de Electricidad”.

Es importante que las autoridades comprendan que todo va a cambiar con el impacto de la pandemia y hay que tener una visión muy amplia de lo que se está enfrentando, “de otro modo las consecuencias serán terribles para los mexicanos y para nuestra economía”, expuso Cervantes Díaz.

 

Siguientes artículos

Recomiendan a empresas realizar pruebas de Covid-19 en regreso de actividades
Por

El infectólogo Alejandro Macías advierte que la iniciativa privada deberá aplicar pruebas de Covid-19 a sus empleados al...