En México sobra tradición artística, gusto, cultura, artesanía e identidad. Falta exponer a los creadores, sus productos y marcas, al mercado internacional. Hoy, el lujo es internacional o no es.

 

 

¿Cuáles son los ingredientes que debe reunir un país para ser el origen de marcas de lujo? Yo creo que son tres los componentes: en primer lugar, la capacidad creativa y la tradición artística; en segundo, la existencia de un tejido artesanal de calidad, y como tercer elemento clave, la vocación hacia el mercado internacional.

PUBLICIDAD

Según el informe Altagamma, todavía hoy el 70% de la facturación de la industria del lujo está vinculada a productos de marcas europeas, mientras que el 70% de los compradores son de países de fuera de Europa. ¿Por qué es en Francia, en Italia, en Reino Unido, en Suiza o en España donde nacen las marcas de moda y accesorios, joyería, relojería o perfumería de lujo de más éxito? ¿Es el lujo patrimonio de los países europeos ? ¿Cuáles son los ingredientes para que se desarrolle una industria de lujo en un país? ¿Por qué es en Italia y en Francia donde la industria de productos de lujo y las marcas de prestigio internacionales se han establecido con mas fuerza? ¿Será porque en ambos países las empresas y las marcas nacen con vocación internacional, con la ambición de vender fuera de las fronteras?

¿Existe el lujo mexicano? Claro que sí. México es un país con profundas referencias culturales y artísticas y es cuna de creadores, además de contar con una gran tradición artesanal. Basta ver la arquitectura de Legorreta o Luis Barragán, disfrutar de la exquisita, creativa cocina mexicana o conocer algo de la tradición artesanal de México para descubrir un particular sentido de la estética, del color, del refinamiento, de la sensibilidad.

Sin embargo no encontramos una industria de lujo mexicano. ¿Por qué no hay mas marcas de lujo que exploten esta tradición artística, la identidad cultural? ¿Por qué no hay un Buccellati mexicano que haya desarrollado la rica tradición del trabajo de la plata? ¿Por qué no un Loewe de México que transforme en productos contemporáneos la tradición marroquinera? ¿O un Bulgari mexicano que combine las piedras de color según la tradición de su arquitectura contemporánea?

La oportunidad de la industria del lujo en México es una realidad. Existe un mercado local ávido de mejores productos y servicios. Este crecimiento es origen y consecuencia del establecimiento en la Ciudad de México de puntos de venta de las marcas de prestigio de referencia. Las ventas de moda y accesorios, junto con cosmética, joyería y relojería de lujo, estarán en torno de unos 5,000 millones en 2014 y las estimaciones para el crecimiento del mercado de lujo personal en México alcanzan un 12%.

¿Cuánto podrían llegar a ser estas cifras si las compras de ciudadanos mexicanos fueran además complementadas con las compras de turistas urbanos? La vocación de expansión internacional es el tercer elemento clave para construir una marca de lujo. En México sobra tradición artística, gusto, cultura, artesanía e identidad. Falta exponer a los creadores, productos y marcas mexicanas al mercado internacional para acelerar que compitan con los mejores y aprendan del proceso. Falta también atraer a turistas urbanos para descubrir las ciudades de México y comprar los productos más selectos que mejor representan su legado artístico y cultural. Porque hoy, el lujo es internacional o no es.

 

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @MARIAGIRON

Página web: Observatorio del Mercado Premium IE

Página personal: María Eugenia Girón

 

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

2 preguntas para que funcione tu negocio
Por

“Si el empresario permanece fiel a la lógica de su negocio y a la naturaleza de sus operaciones, la frivolidad y l...