Los estudiantes de Francia ya no podrán usar sus teléfonos durante el día escolar, pues el país europeo prohibió a todos los estudiantes menores de 15 años usar cualquier teléfonos celulares, tableta o relojes inteligentes, en cualquier momento de la jornada escolar, incluyendo el receso.

Al gobierno le preocupa que los estudiantes se estén volviendo demasiado dependientes y distraídos con sus teléfonos.

El lunes fue el primer día en que los escolares franceses menores de 15 años no pueden usar sus teléfonos celulares en ningún momento durante el día escolar, gracias a una nueva ley nacional.

Hasta relojes inteligentes

La prohibición, aprobada en julio tras una promesa de campaña del presidente francés Emmanuel Macron, afectará a las escuelas primarias y secundarias de todo el país cuando regresen de las vacaciones de verano.

La nueva ley, que entró en vigencia el 5 de agosto último, prohíbe todo tipo de teléfonos celulares, así como tabletas y relojes inteligentes.

Si bien la prohibición de teléfonos celulares durante las horas de clase ya estaba vigente desde 2010, la nueva ley se extiende a los recesos y las comidas.

Las escuelas tienen la libertad de elegir si implementarán la prohibición para los estudiantes mayores de 15 años.

También existen algunas excepciones a la prohibición, como la de los estudiantes con discapacidades.

Lee también: Sin comisiones y fácil, la apuesta del gobierno para que los celulares sean bancos

Según la nueva ley, los estudiantes tienen que apagar sus teléfonos durante el día o ponerlos en los casilleros, informó la Associated Press.

Las escuelas tratarán de forma independiente la logística de cómo se mantendrá a los estudiantes alejados de sus teléfonos, dijo la agencia de noticias.

El ministro de Educación, Jean-Michel Blanquer, calificó la legislación en junio como “una ley para el siglo XXI” y dijo que mejoraría la disciplina entre los 12 millones de escolares de Francia, informó la Agencia France-Presse.

“Estar abierto a las tecnologías del futuro no significa que tengamos que aceptar todos sus usos”, dijo.

 

Siguientes artículos

Huachicoleros ponen a prueba el temple de López Obrador
Por

Santa Rosa de Lima, en Guanajuato, es un microcosmos que muestra la anarquía impregnada en diversas zonas de México dond...