En nuestra edición de diciembre, descubre la lista de los mexicanos más creativos en la ciencia, la cultura y las artes, que lanzamos por segundo año consecutivo. Encuentra las entrevistas con varios de estos destacados creativos de México para el mundo.

 

En nuestra portada sonríe el escritor y director mexicano Guillermo del Toro. Es una estrella. Es admirado, respetado e idolatrado en todo el mundo. Desgraciadamente, desde hace tiempo se fue de México, hoy vive entre Los Ángeles y Toronto. Su salida la detonó el secuestro de su padre. Un evento que apaga su rostro de golpe cuando lo recuerda.

Lo fuimos a buscar hasta Toronto, una ciudad que está a cuatro horas de distancia aproximadamente de la Ciudad de México tomando un avión, pero que se siente muy lejana de las noticias de violencia, corrupción y narcotráfico que nos lanzan todos los días los canales de noticias, diarios y revistas de contenido político de este lado del mundo.

PUBLICIDAD

Guillermo del Toro fue una noticia más de la violencia que sufren los habitantes de este país. Es parte de un grupo de personas que ha trabajado mucho, incansablemente, que ha logrado vivir sin preocuparse por el dinero haciendo lo que más le gusta, y que desafortunadamente se tiene que preocupar porque alguien le puede hacer daño a él o a su familia, y prefiere irse lejos para vivir tranquilo.

Pero, eso que siente Guillermo, es una queja constante de los empresarios de este país, pero también de las clases medias, de las clases bajas (la diferencia es que no todos podemos tomar un avión, irnos lejos e iniciar una nueva vida). Lo fuimos a buscar porque él es uno de los creativos mexicanos que sorprenden al mundo, es una fuente de creatividad; ese valor intangible que nadie en el mundo puede tasar. El problema es que no hay muchos como él.

Luis Arnal, un buen amigo, tiene la autoridad para hablar sobre la materia (es consultor de varias empresas en materia de innovación, en México y el resto de América Latina), y sostiene que es un orgullo tener talento creativo en México, pero considera que es una lástima que los ejemplos más sobresalientes de creatividad mexicana se limiten al mundo de las artes, y no se haya contagiado en otros contextos donde somos fuertes, como los negocios. En el mundo de las artes, afirma, el artista, está en control total de su estrategia creativa y, por lo general, el resultado creativo es un proceso individual. En cambio, en los negocios, para ser creativo, se requiere de colaboración, confianza, trabajo en equipo y visión de largo plazo. Y eso no se nos da. Sí, por desgracia, nos falta madurez creativa, de esa que no resulta de un artista trabajando individualmente sino de la que surge a partir de crear un entorno de creatividad colectiva.

Es necesario pelear por que haya condiciones afines para darle rienda suelta a la creatividad, y materializarla. Sin duda, son necesarios apoyos institucionales y mayores asignaciones de recursos a la educación, a la ciencia, al desarrollo tecnológico. Pero la condición más difícil todavía es lograr que la sociedad mexicana se dé otras reglas de funcionamiento en el que se reconozca el trabajo y se le dé un valor justo, incluido desde luego el trabajo creativo. Que la sociedad mexicana funcione con base en la meritocracia y no en el favoritismo. Y para hacerlo, debe empezar por reconocer el pensamiento autónomo, distinto y hasta opuesto. La creatividad florece mejor en las mentes que piensan con libertad. Forbes México no sólo está interesada en la forma de generar riqueza, algo que consideramos fundamental para el desarrollo de las comunidades. Es más importante para nosotros conocer las historias extraordinarias que están detrás de la fortuna, la suerte y el esfuerzo.

Nos interesa conocer a esos hombres y mujeres extraordinarios que sirven de inspiración para que el mundo cambie. Guillermo del Toro, quien dice no tener las respuestas para lo que le pasa a México, sostiene que la salvación podría estar en la creatividad, pero en la creatividad de la sociedad mexicana; en ella está la esperanza de que podamos volver a ser el país que alguna vez fuimos.

En medio de la caída del precio del petróleo, el alza del precio del dólar, las acusaciones políticas de corrupción y los normalistas desaparecidos, queremos descubrir que hay esperanza, y que mexicanos brillantes invierten su creatividad en la construcción de un mejor futuro para su país.

Todavía somos capaces de sorprender al mundo.

En nuestra edición de diciembre, descubre la lista de los mexicanos más creativos en la ciencia, la cultura y las artes, que lanzamos por segundo año consecutivo, y la entrevista exclusiva con Guillermo del Toro.

 

 

 

Siguientes artículos

SHCP prevé endeudamiento de 3.1% para 2015
Por

La SHCP indicó que en el próximo año las amortizaciones de capital, tanto de deuda interna como externa, representarán a...