Pocos videojuegos fueron tan esperados por la comunidad gamer mundial como Call of Duty World War II. El título salió al mercado el pasado 3 de noviembre y en menos de un mes ha logrado varios records. Uno de los responsables de ese éxito es un mexicano y su nombre es Gerardo Garza.

Garza estuvo encargado de diseñar el modo zombie de este juego, que en su primer fin de semana a la venta logró vender 500 millones de dólares (mdd). El juego es una vuelta a los orígenes de la franquicia, que desde 2008 no usaba la Segunda Guerra Mundial como marco temporal de acción.

Resultado de hacer caso a los fans, Sledgehammer, propiedad de Activision, logró ofrecer a su comunidad un juego a la altura de las expectativas. El modo zombie uno de los favoritos de esos soldados cuyas armas son los controles, fue creado por Gerardo Garza.

En una charla con Forbes México, Garza afirmó que éste es el resultado de un trabajo de más de 3 años, donde todo el equipo realizó diversos viajes a los escenarios de la Segunda Guerra Mundial para poder hacer un producto lo más apegado a la realidad.

PUBLICIDAD

El mexicano declaró que tuvo la suerte de pisar las playas de Normandía y vivir en primera persona los movimientos de los soldados que estuvieron en el desembarco. Admitió que ese momento lo dejo marcado para poder elaborar un modo zombie a la altura de lo que los fans pedían.

Lee también: Call of Duty: World War II vende 500 mdd en su primer fin de semana

Hablando del modo zombie, se trata de la aventura de un grupo de civiles que durante la Guerra Mundial se dedicó a intentar preservar el arte lejos de los nazis. Por lo que el que uno tenga que llevar a cabo una labor de equipo fue una de las cosas que más atrajo a Garza al proyecto.

Gerardo Garza quien fue Lead Enviroment Artist de Call of Duty World War II– Nazi Zombie, admite que el asustar a la gente le supuso un reto. Hay que partir de la base de que los gamers entran a este modo de juego sabiendo que van a ser sorprendidos.

Mediante la apertura y cierre de los espacios, así como jugar con los ángulos, Garza y su equipo trabajaron arduamente para darle al usuario una sensación de claustrofobia y después sorprenderlo.

Otra de las dificultades que tuvieron que enfrentar es ser lo más apegados a la realidad, por lo que tuvieron que acercarse a hablar y conocer las experiencias de gente que estuvo presente en ese momento de la historia y realizarles su particular homenaje.

Esta carga de trabajo para Garza se ve recompensada cuando ve la reacción del fan de risa, así como de susto le pone una sonrisa en la cara y tienen ganas de seguir “sufriendo” descubriendo ese mundo que él creo.

Cuando le preguntamos sobre la influencia del arte mexicano en su trabajo, él declaró que está presente en todo. Pese a haber vivido en Estados Unidos, Gerardo venía todos los veranos con sus abuelos y se empapó de la cultura del país. Además, su familia tenía una tienda de artesanías donde se la vivía todos los días, disfrutando y admirando las catrinas, etc.

Él afirma que el arte mexicano fue quien hizo de él lo que es hoy, sin sus raíces no podría haber llegado a ser parte del equipo de uno de los juegos con más éxito a lo largo de los años.

La industria de los videojuegos le dio la oportunidad de combinar el arte con su pasión por la tecnología y los videojuegos, teniendo su trabajo soñado.

Para aquellos jóvenes mexicanos que quieren también llegar a donde está Garza, éste les pidió no desatender sus responsabilidades escolares, así como preguntar y averiguar. Cuando uno averigua una cosa, ésta le da más preguntas que responder y le permite seguir creciendo. Es clave nunca dejar de aprender para ascender en la vida.

Lee también: REVIEW | Call of Duty: WWII, yo me enlisté para esto

 

Siguientes artículos

Entender mejor a los clientes, reto de minoristas
Por

La evolución del comercio detallista exige nuevas formas de hacer negocio. Pero, los minoristas mexicanos no se han adap...