¿Sabes de qué se trata la lactancia, además de dar leche a un bebé? Si se empezara a amamantar a cada niño en la primera hora después de que nace, al año se salvarían alrededor de 800,000 vidas infantiles.

 

Aunque el título de este post hiciera pensar que sólo está dirigido a las mamás o a futuras mamás, no es así.

La lactancia no es sólo de interés para las mamás y los bebés. De hecho se trata de un tema del que constantemente se está hablando en todo el mundo, en grandes organizaciones como la OMS, la UNICEF, la OPS…

PUBLICIDAD

Pero ¿sabes de qué se trata la lactancia, además de dar leche a un bebé?

La lactancia inicia, como probablemente ya sabes, en el momento en que nace un bebé. En ese momento, la madre comienza a producir hormonas para que los pechos se llenen de leche y pueda alimentar a su recién nacido. Sin embargo, aunque tal vez pensarías que es lo más común, de acuerdo con datos de la OMS, menos del 40% de los lactantes menores de 6 meses en el planeta reciben leche materna como alimentación exclusiva. Éste es un dato importante, ya que la misma OMS establece que si se empezara a amamantar a cada niño en la primera hora después de que nace, al año se salvarían alrededor de 800,000 vidas infantiles.

Hay muchas razones por las que no se realiza esta práctica en el 100% de los nacimientos; a veces, y son los casos más raros, la madre no produce leche o existe algún impedimento de salud que indique evitar la lactancia, pero estos casos son rarísimos. Es mucho más frecuente que lo que ocurra sea que no hay suficiente información ni educación de las nuevas madres con respecto a los beneficios de amamantar a sus hijos y prefieran las fórmulas sucedáneas de la leche.

La UNICEF establece que la lactancia da muchísimas ventajas: nutricionales e inmunológicas para el bebé, porque la leche materna contiene el balance específico de nutrientes que éste requiere; mejora el sistema inmunológico del bebé, provocando que haya un menor riesgo de enfermedades en el recién nacido; que sus dientes se desarrollen adecuadamente; que el sistema nervioso del bebé madure correctamente, y además disminuye de manera significativa la incidencia de diabetes, obesidad, hipertensión, alteraciones en los lípidos y leucemia infantil en el futuro de esos niños.

En consecuencia, el impacto económico tanto para los padres como para los países es importante, ya que si más bebés reciben leche materna, habrá más niños y adultos sanos, con menos enfermedades degenerativas que le cuestan muchísimo dinero a los sistemas de salud de todos los países. Y en lo económico también hay que tomar en cuenta que muchas veces los sustitutos de la leche son importados y muy caros, provocando, así, un impacto en la economía familiar.

La lactancia, incluso, tiene un impacto ecológico, ya que la leche es un recurso natural, sin empaques, renovable y, en general, inocuo para la naturaleza.

Así que, como ves, sólo hay ventajas de la lactancia.

En México, por decreto presidencial de 2014 se está promoviendo la leche materna como alimento exclusivo durante los primeros 6 meses de vida. Claro que para esto es necesario que existan condiciones laborales para la madre trabajadora, y de acuerdo con dicho decreto, los centros de trabajo deberán realizar adecuaciones necesarias para la lactancia durante este año. Esperemos que se cumpla, ya que en nuestro país una de las causas por la que se evita esta práctica es que la madre debe regresar a laborar al muy poco tiempo de haber tenido a su hijo, y entonces se va produciendo menos leche entre menos tomas tiene el bebé, acabándose así mucho más pronto y evitando que se pueda continuar la lactancia durante los 6 meses que se recomiendan como mínimo.

Otra causa es la educación o que a veces hay muchas dudas sobre la técnica o sobre cómo puede apoyar el padre en este momento de la vida de la mamá y el bebé, pues aunque pareciera que es un asunto entre ellos dos, el padre puede estar muy involucrado, y esto debe promoverse también.

Actualmente en nuestro país, la Secretaría de Salud imparte talleres sobre la lactancia dirigidos a individuos próximos a ser papás. También hay mucha información en algunas organizaciones como UNICEF, OMS, La Liga de la Leche Internacional, y de todas maneras, si tú vas a ser mamá o papá pronto, o conoces a alguien que lo vaya a ser, no dudes en preguntarle a tu médico todas tus dudas. El amamantamiento es algo que se aprende; no creas que ya que nazca el bebé lo sabrás todo. Pero sí puedes irte informando desde antes para que esta experiencia sea la mejor posible y le puedas dar a tu bebé, y a ti misma, los beneficios de esta práctica tan importante, o que puedas compartirlo con tus conocidos y vayamos mejorando la cultura de la lactancia.

¡Hasta la próxima!

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @marsimar

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

gasolinera-pemex-bomba-gasolina
IPN y Pemex desarrollarán tecnología para hidrocarburos
Por

El convenio busca fortalecer los mecanismos de vinculación institucional con el propósito de impulsar el desarrollo estr...