Que un video, imagen o post llegue a compartirse miles o millones de veces no necesariamente obedece a una estrategia bien planeada ¿o sí?

 

La pregunta del millón: ¿Cómo hacer que un contenido se vuelva viral? La respuesta es poco clara e incluso, debido a que la viralización de un contenido depende mucho de elementos ajenos a lo que se comparte, la interrogante se vuelve aún más intrincada, e incluso misteriosa.

Típico, el de la agencia nos dice que hará que nuestro video se vuelva viral. Revisamos la cuenta de YouTube y vemos que apenas van 300 vistas en 2 meses. Y es aquí donde surge la duda de si realmente puede un contenido volverse viral de forma intencional. Es decir, ¿podemos crear contenidos que le gusten a toda la gente y los compartan de forma indiscriminada a todos sus contactos?

La respuesta es no, por lo menos hasta este momento. Sin embargo, todos los contenidos virales tienen elementos en común que facilitaron su explosión en el mundo social media. Oscar Reyes, community manager e investigador de redes sociales, tiene una teoría al respecto y ha identificado seis elementos que están presentes en los fenómenos virales de comunicación.

Veamos con calma.

1. Familiaridad. El punto de inicio de cualquier contenido viral parte siempre de una idea que es por todos conocida. Es decir, lo que se refleja en el video, gráfico o meme es una situación por la que todos hemos pasado o visto y por ello nos parece muy familiar. Ejemplo, según datos de la Comisión Nacional contra las Adicciones poco más del 50% de la población que bebe alcohol en México ha tenido una borrachera en el último año, en otras palabras todos hemos visto a un borracho haciendo un numerito. Por ello, el famoso video del ¡FUA! logró capturar la atención del público mostrando una situación por la que todos hemos pasado.

2. Giro cómico o shock. Si bien estamos hablamos de una situación que nos parece familiar, hay una vuelta de tuerca en el contenido a través de la comicidad o el impacto que la distingue de las situaciones que conocemos. En el caso de Lucero, por ejemplo, las fotos que la muestran sonriendo mientras tiene sangre de animal en la cara son totalmente opuestas a la imagen de ternura y compasión que muestra en los medios de comunicación.

3. Plataforma adecuada. No basta con que el contenido sea gracioso o impactante, debe estar en un medio que permita compartirlo con relativa facilidad. Imagine usted que el video de Invisible Children titulado Kony 2012 se hubiera transmitido sólo por una televisora local. Su impacto habría sido nulo. Sin embargo, el hecho de que estuviera en una plataforma social que permitiera compartirlo fácilmente a otros usuarios, catapultó su viralización.

4. Identificación y socialización. Para que un contenido en Internet se vuelva viral, debe haber una especie de clic emocional; es decir, o lo odio o lo amo y por ello quiero compartirlo a mis contactos. Esto genera identidad de grupo y fortalece la socialización.

5. Sinergia con otros medios. Cuando un contenido se viraliza, no está presente en una sola plataforma, sino en un conjunto de ellas, haciendo que llegue a usuarios que no usaban la red donde originalmente se presentó el viral. El caso de la gata conocida como ‘Grumpy Cat’ puede ejemplificar: nació en Reddit, de ahí saltó a Twitter, luego a Facebook y luego a medios masivos.

6. Apropiación. El verdadero momento en que un contenido se vuelve viral, es cuando la comunidad de Internet y las redes sociales se lo apropian y empiezan a hacer sus propias versiones, dando nuevos giros e interpretaciones al contenido que ya conocíamos. Vamos, Miley Cyrus y su Wrecking ball saben a qué me refiero. Hasta Ron Jeremy tiene su propia versión.

Crear un contenido viral no es sencillo; de hecho, el que se comparta una entrada depende de muchos factores externos a la propia campaña. Sin embargo, es posible que si ponemos atención a los elementos que comparten los contenidos virales, podamos mejorar las oportunidades de ser difundidos masivamente al nicho que deseamos llegar. Ande, vaya a hacer experimentos.

Contacto:
Twitter: @sincreatividad

*Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Inflación sube a 4.63% en primera mitad de enero
Por

Aumentos en bebidas, gasolina y alimentos dispararon el Índice Nacional de Precios a su nivel más alto en ocho meses, se...