El 46% de las empresas mexicanas recurrirá a fuentes de financiamiento para cumplir con sus obligaciones debido a una falta de liquidez por las caídas en sus ingresos derivado de la pandemia de Covid-19, señaló un sondeo que realizó la consultora KPMG.

La encuesta –realizada entre del 14 de abril al 4 de mayo– consideró a 64 directivos de alta dirección en México de industrias como la automotriz, alimentos y bebidas, servicios, manufactura, consumo, energía, entre otras.

“Sin duda va a ser un año retador en donde la liquidez será crucial y las compañías tendrán que ver desde una perspectiva de capital de trabajo cómo van a sortear sus obligaciones de pago, ya sea por temas de financiamiento, con compañías, fundings en el extranjero o de igual manera el tema de pago de proveedores, de nomina y el pago de contribuciones”, explicó Jesús Luna, socio líder de Gestión de Riesgo Empresarial KPMG en la presentación virtual del estudio.

Por otro lado, el 34% tendrá dificultad para pagar préstamos o créditos en los próximos 6 meses.

Lee también: Ante crisis, Fonacot dará créditos de 10,000 pesos a trabajadores

“Sabemos hoy en día que el tema de financiamiento y capital de trabajo son sumamente relevantes para las compañías. Pero con todas estas disrupciones que estamos enfrentando de los negocios en donde el consumo baja y automáticamente también el ingreso se ve afectado, el flujo de efectivo, cartera, etcétera”, agregó Luna.

El analista señaló que debido a que bajan los ingresos de las compañías también lo hacen sus pasivos, ya que tienen obligaciones que hacer frente ante instituciones financieras con pago de capital o de intereses, además del pago de la nómina de capital humano, a proveedores, pago de contribuciones, todo lo cual representa un reto porque al final de cuentas el flujo de efectivo es el que manda desde una perspectiva de capital de trabajo.

7 de cada 10 directivos consideran que la pérdida de sus ingresos anuales será de hasta 40% y prevén recuperarse en más de 6 meses (67%).

Seguramente esto nos debe de llevar a analizar los modelos de negocio y priorizar todas aquellas estrategias o acciones que han sido definidas por los directivos de consejo y alta dirección, y que estén en proceso para efectos de conocer cuales serán las acciones que serán postergadas y cuáles deberían de implementarse con mayor velocidad”, agrega Luna.

Te recomendamos: ¿Cómo conseguir dinero o financiamiento para tu startup?

El sondeo revela que 8 de cada 10 cuentan con un plan de continuidad de negocio, pero el 20% restante afirma que no tiene uno debido a que no lo puede costear (62%), no lo considera una prioridad (31%), entre otras razones (8%).

Forbes Conecta
 

Siguientes artículos

Mujeres Poderosas Retos
Mujeres a bordo para diseñar la nueva normalidad
Por

Ha surgido la noción de la “nueva normalidad”, que no todas entendemos de la misma manera.