Nissan México mantendrá el precio del LEAF, su auto eléctrico, al menos hasta abril de 2016. El anuncio se da en el contexto del incremento de hasta 20% en el precio de las gasolinas y el diésel.

“Absorbemos el costo y mantenemos el precio a pesar de la volatilidad del tipo de cambio, y así lo haremos durante el ciclo de negocio”, dijo a Forbes México Jorge Vallejo, director de la División Cero Emisiones de Nissan México.

Entre enero y septiembre de 2016 se vendieron en México 189 autos eléctricos, de acuerdo con datos de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, y aunque Nissan declinó la invitación a detallar sus cifras, no sería descabellado estimar que buena parte de ellos son LEAF, especialmente si consideramos que es el más accesible de cuatro modelos que existen usualmente en el mercado mexicano:

PUBLICIDAD
  • LEAF 2016 – 499,900 pesos
  • BMW i3 – Desde 769,900 pesos
  • Renault Twizi – Desde 290,700 pesos
  • Tesla Model S – Desde 1,539,000 pesos
  • Tesla Model X – 1,915,000 pesos

Las ventas de autos híbridos y eléctricos vendidos han ido en aumento desde que la Comisión Ambiental de la Megalópolis impusiera un doble Hoy no circula temporal para hacer frente a los altos niveles de contaminación en marzo de 2016. Desde entonces, también se han dado incentivos a la compra de ese tipo de unidades, como la exención del pago de Tenencia, ISAN y una tarifa preferencial en el precio de la energía eléctrica.

Lee también: Híbridos y eléctricos, la otra revolución automotriz

A pesar de que podría pensarse que la contingencia de la primavera pasada habría impulsado las ventas del LEAF, Vallejo reconoce que en México “el tema de la contaminación pasó a ser la última razón” para comprar un eléctrico, cuando en otros países es la principal.

Para 2017, el vocero pronostica un crecimiento en las ventas de este modelo que se produce en Reino Unido, Japón y Estados Unidos: “Habrá muchas ventas flotillas, empezaremos a ver carsharing eléctrico, patrullas eléctricas, aunque no de alcance ni de seguimiento, sino turísticas o de cercanía, y sin lugar a duda creemos que el incremento en el precio de las gasolinas será un detonante importante.”

Vallejo estima que la mezcla de sus compradores será 50% empresas, 30% gobierno y 20% consumo.

El LEAF es un eléctrico enchufable con una batería de 24KW/h, que da una autonomía de hasta 160 km, pero con él, no sólo “vendemos un producto, creamos un ecosistema compuesto por los vehículos, la infraestructura y los cargadores gratuitos —de los cuales hay actualmente más de 150 en el país—”, afirma el también director de Exportaciones, Relaciones Institucionales y Asuntos Internacionales de Nissan México.

Hasta ahora, la compañía china se ha mantenido al margen de los autos híbridos, “apostamos el eléctrico, si el mercado demanda híbridos iremos por ellos, pero por el momento no es así”, dice Vallejo, y adelanta que el modelo 2017 del LEAF tendrá una batería de 30KW/h, que aumentará su autonomía hasta los 250 km/h. Esa actualización, añade, llegará durante el segundo trimestre y sí se verá reflejada en el precio de la unidad, pero “será sólo un ajuste por el mayor precio de la batería”, y no un alza derivada del tipo de cambio o algo similar.

Lee también: Un viaje en el Tesla Model S, el eléctrico que lo cambió todo

Vallejo hizo también un llamado a que se otorguen más incentivos para la compra de autos eléctricos, entre ellos “el uso del espacio público para los cargadores, corredores entre estados para la instalación de éstos” (lo que requiere del apoyo de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes), tarifas preferenciales en peaje y una reducción al IVA, aunque, detalla, Nissan ha propuesto que ésta sea sólo en las primeras 1,000 o 2,000 unidades comercializadas al año.

 

Siguientes artículos

arma-inseguridad-legitima defensa
Información e intención, en el mundo moderno
Por

Hace algunos años hicimos una propuesta controversial a la ciencia de la complejidad: los sistemas se auto-ordenan con r...