Reuters.- La policía interrogó al primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, este viernes por primera vez en un caso de corrupción que involucra a la empresa de telecomunicaciones más grande del país, dijo la Radio Israel.

Junto a otros dos casos de corrupción, en que Netanyahu es sospechoso de soborno, las investigaciones anunciadas en febrero presentan una seria amenaza a la supervivencia política del cuarto mandato del primer ministro. Netanyahu niega haber incurrido de cualquier irregularidad en todos los casos.

En la más reciente investigación, conocida como Caso 4000, la policía afirma que los dueños de Bezeq Israel Telecom dieron una cobertura favorable de Netanyahu y su esposa en un sitio web de noticias que controlaban, a cambio de favores de reguladores de comunicaciones.

La empresa ha negado haber incurrido en irregularidades.

PUBLICIDAD

Un portavoz de la policía declinó a comentar sobre el reporte de que el primer ministro había sido interrogado. Un camarógrafo de Reuters vio a un vehículo con dos funcionarios policiales que estacionó en la residencia oficial del primer ministro el viernes por la mañana.

La esposa del premier israelí, Sara, también fue interrogada al mismo tiempo que él en una estación de la policía cerca de Tel Aviv, dijo su abogado a Reuters.

Medios israelíes dijeron que también estaban siendo interrogados el accionista controlador de Bezeq Telecom, Shaul Elovitch, y Nir Hefetz, un exportavoz de Netanyahu.

Shlomo Filber, un confidente del primer ministro y ex director general del Ministerio de Comunicaciones, también fue arrestado en relación al caso. Medios israelíes informaron que accedió a convertirse en testigo del Estado.

 

Siguientes artículos

espionaje
Hackers rusos accedieron a red del gobierno de Alemania
Por

El director del departamento de ciberespionaje de FireEye advirtió que el ataque no se limita sólo a la red alemana, sin...