El presidente Andrés Manuel López Obrador emitió un decreto en el que cataloga todas las obras de infraestructura de su gobierno de como asuntos de interés público y de seguridad nacional, así como cualquier proyecto que se considere prioritario para el desarrollo de México.

De acuerdo con el decreto emitido esta tarde en el Diario Oficial de la Federación (DOF), los proyectos que podrán ser declarados como fundamentales para su ejecución son los que están los sectores de comunicaciones, telecomunicaciones, aduanero, fronterizo, hidráulico, hídrico, medio ambiente, turístico, salud, vías férreas, ferrocarriles en todas sus modalidades energético, puertos y aeropuertos.

De esta manera, el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA) y diversos desarrollos aeroportuarios en el sur del país, la refinería Olmeca de Dos Bocas, Tabasco, el Tren Maya, el Tren Transístmico y la modernización de hidroeléctricas de la CFE tendrán prioridad en la autorización de permisos y licencias para su ejecución conforme al presupuesto autorizado.

Con esta decisión, el mandatario federal se anticipa a los amparos que puedan promoverse a través del Poder Judicial y que vayan en sentido de frenar el desarrollo de los proyectos de infraestructura.

Lee: Juez da ‘luz verde’ a la construcción del aeropuerto de Santa Lucía

“Que es de interés público y de seguridad nacional el desarrollo y crecimiento de la infraestructura a cargo de las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal, y que se traducen en un beneficio colectivo de todos los mexicanos”, indica el decreto.

“A fin de que la actual administración continúe con la ruta encaminada a impulsar y consolidar los proyectos que nos llevarán como nación a lograr el crecimiento económico y, con ello lograr el bienestar social, he tenido a bien expedir dicho Acuerdo”, refiere.

El acuerdo, que firma el presidente López Obrador, consta de tres artículos en donde se especifica que las dependencias de la Administración federal deben facilitar el otorgamiento de permisos y licencias en un plazo máximo de cinco días hábiles.

No te pierdas: AMLO invoca ‘interés nacional’ para el aeropuerto de Santa Lucía

Detalla que si no se extienden las facilidades en este plazo, se considerará que fueron atentidas de manera positiva.

De igual forma, se podrán extender permisos provisionales, con una vigencia de hasta un año, tiempo en el que se deberán concecer las autorizaciones definitivas para la ejecución.

Explica que la ejecución en tiempo y forma de los proyectos garantiza la eficiencia del gasto y el correcto ejercicio del presupuesto otorgado a dichas obras de infraestructura.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

 

Siguientes artículos

Lozoya gana 14 días para preparar su defensa por caso Agronitrogenados
Por

Emilio Lozoya, ex director de Pemex, fue extraditado de España para enfrentar acusaciones de cohecho y asociación ilícit...