El modelo más ligero y portátil de JBL viene en una gran variedad de colores y te da hasta 16 horas de autonomía a un precio razonable.

 

Los audífonos Synchros E40BT son el modelo ligero, compacto y accesible de la línea inalámbrica con la que JBL pretende conquistarnos este 2015. Sin embargo, también son una muestra más de cuán complicado resulta encontrar el balance perfecto entre calidad, desempeño y precio. El área que encierra la unión de esas tres líneas es la verdadera dimensión desconocida.

PUBLICIDAD

Pros

Precio, resistencia, portabilidad, una gran batería y disponibilidad en una amplia gama de colores.

Contras

Un desempeño que se queda muy corto en el departamento de bajos.

Balance

Si buscas unos audífonos con un diseño diferente, opciones de colores a elegir a un precio razonable, y no te importa sacrificar un poco la calidad del audio, definitivamente debes probarlos.
synchros_6

A continuación te dejamos nuestra opinión más a detalle:

Materiales y diseño. Plástico, plástico y más plástico, pero de buena calidad, así que no tienes nada qué temer, no se romperán por una caída y la diadema no se deformará irremediablemente si le das un apretón en la mochila. Las esponjas de los cascos y la diadema están recubiertas de vinil imitación piel, y las bocinas están unidas a la diadema con un gran tornillo de aluminio, esa unión es quizá la única parte que sí podría mostrar un desgaste con el tiempo y podría dar problemas de ajuste. No están pensados para el uso rudo, pero seguro sobreviven al uso diario en la ciudad.

Ajuste. Éstos son unos audífonos on-ear, lo que significa que van sobre tu oreja sin cubrirla por completo. El ajuste del par de audífonos que probé resulta suficientemente confortable como para usarlos durante más de dos horas seguidas, pero si como yo usas lentes, quizá podrían llegar a incomodarte en la parte superior de la oreja tras el uso prolongado.

Calidad del sonido. Ésta es el área en la que se quedan más cortos. En los tonos altos y medios muestran un desempeño promedio, pero es en los bajos donde radica el mayor problema y entregan un espectro insustancial y tenue. No apto para fans del Wu Tang Clan. No obstante, hay un lado amable: Entregan prácticamente la misma calidad de sonido de forma alámbrica e inalámbrica.

Batería. Somos fans. Sus 16 horas sirven y bastan para andar por el mundo libre de cables todo el día. La recarga se hace a través de un puerto mini USB, el estándar de estos días. Bien ahí.

Controles. El talón de Aquiles de todos los fabricantes de audífonos. Sobre el casco derecho se encuentra un panel con cuatro botones físicos: subir volumen, bajar volumen, controlar la música (a través de combinaciones de presiones) y una función que JBL denomina ShareMe, que permite compartir la música que se escucha con otro par de audífonos JBL compatibles. En lo personal me parece tedioso y poco práctico controlar la música a través de taps (2 veces para adelantar, 3 para regresar), así que prefiero hacerlo todo desde el teléfono.

Precio. En México su precio rondará los 2,200 pesos. Puedes encontrarlos en Linio y tiendas Macstore.

 

Más imágenes:

synchros_3 synchros_2 synchros_1 cover_jbl_synchros synchros_4 synchros_5

 

 

Siguientes artículos

bolsas-bmv
BMV y Wall Street caen por falta de acuerdo de deuda de Grecia
Por

El índice IPC, que agrupa a las 35 acciones más negociadas,   abría con 44,969.70 unidades, una pérdida de 210.27 puntos...