La semana pasada menos estadounidenses solicitaron una ayuda por desempleo al gobierno, lo que apunta a una reducción de la capacidad ociosa del mercado laboral, situación que podría ser interpretada por los mercados como una aliciente para que la Reserva Federal (Fed) suba una vez más sus tasas de interés durante este año.

De acuerdo con las cifras divulgadas este jueves por el Departamento de Trabajo,  unos 8,000 estadounidenses menos presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo, dejando una cifra desestacionalizada de 237,000 en la semana que terminó el 10 de junio, con lo que cayó más de lo previsto.

Una encuesta de Reuters a economistas esperaba que las solicitudes iniciales de subsidios por desempleo se redujeran a 242,000 en la última semana.

El dato podría permitir a la Fed hacer un tercer ajuste a su tasa de referencia antes de que acabe el año, a pesar de la aceleración moderada que registró la inflación estadounidense en mayo, y la cual platea la posibilidad de que el banco central modifique la velocidad con la que está acomodando su política monetaria.

PUBLICIDAD

En la víspera, el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) de la Fed elevó el costo del dinero por segunda ocasión en lo que va de 2017, dejando su tasa de referencia en un rango de 1 a 1.25%.

Lee también:

La Fed eleva otra vez el costo del dinero en Estados Unidos

 

Siguientes artículos

vladimir-putin
Putin ofrece asilo en Rusia al exdirector del FBI
Por

El presidente ruso Vladimir Putin se dijo dispuesto a ofrecerle asilo en su país al exdirector del FBI, James Comey, si...