Reuters. – El Banco de México (Banxico) mantuvo su tasa de interés de referencia y advirtió que el balance de riesgos para la inflación continúa sesgado al alza en un entorno de alta incertidumbre, pese a la trayectoria descendente que han registrado los precios desde enero.

Banxico dejó sin cambios la tasa interbancaria a un día en 7.50% por segunda vez consecutiva. La decisión de la Junta de Gobierno, que fue unánime y estuvo en línea con las expectativas de la mayoría de los analistas consultados en un sondeo previo de Reuters.

La tasa subió en febrero por última vez a su nivel actual, el mayor en más de nueve años como una medida para contener las presiones inflacionarias.

Si bien hasta abril la inflación a tasa interanual se desaceleró a un 4.55%, más de lo esperado y su nivel más bajo en 16 meses, la cifra aún está lejos de la meta permanente de un 3.0% de la entidad monetaria.

PUBLICIDAD

También puedes leer: Banxico no descarta más aumentos en tasa clave en próximos meses

Luego de tocar máximos de 17 años en diciembre, la inflación interanual empezó a ralentizarse en enero, ayudada principalmente por un alza más moderada de los precios de las gasolinas.

“Las expectativas de inflación general para el cierre de 2018 disminuyeron de 4.09 a 3.98% de marzo a abril, mientras que las de mediano y largo plazo permanecieron alrededor de 3.50 por ciento”, dijo el comunicado del banco central.

El peso, por su parte, ha caído cerca del 5.0% este mes para cotizar en su punto más bajo en más de un año, golpeado por un dólar más fuerte. El banco central dijo que factores internos también habían debilitado a la moneda.

Entre los riesgos al alza para la inflación, Banxico mencionó en su decisión que el peso siga presionado por la fortaleza del dólar, por la incertidumbre asociada a la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y por el proceso electoral local.

México celebrará el 1 de julio elecciones presidenciales en las que el líder izquierdista Andrés Manuel López Obrador, marcha como favorito, según sondeos.

La entidad monetaria agregó que “en caso de que la economía enfrente un escenario que requiera un ajuste del tipo de cambio real, el Banco de México estará atento a que este se dé de manera ordenada y sin efectos de segundo orden sobre el proceso de formación de precios”.

El banco advirtió que “el balance de riesgos para el crecimiento continúa sesgado a la baja, dada la incertidumbre que aún prevalece en la economía”.

 

Siguientes artículos

El fondo de venture capital, ¿cómo se come?
Por

El capital de riesgo es el financiamiento que los inversionistas brindan a las startups y a las pequeñas empresas que se...