La junta de Gobierno del organismo se mantiene a la espera del anuncio de la Reserva Federal antes de tomar la decisión de aumentar su tasa de referencia.

 

Reuters

PUBLICIDAD

 

El jefe del banco central de México, Agustín Carstens, dijo el miércoles que en este momento no hay evidencia de presiones inflacionarias en el país que justifique un incremento en las tasas de interés.

La entidad monetaria mantiene su tasa de interés de referencia en un nivel históricamente bajo, de 3.0%.

Carstens agregó que la depreciación del peso mexicano en medio de la expectativa de un incremento de las tasas de interés en Estados Unidos y una caída en los precios del petróleo no se ha transferido a los precios.

“Necesitamos tener evidencia de que nos está generando más presiones inflacionarias (…) eso no está ocurriendo hoy”, dijo Carstens a la cadena Radio Fórmula.

El funcionario destacó que las autoridades monetarias han instrumentado mecanismos para inyectar liquidez al mercado cambiario en lapsos de fuerte volatilidad, los cuales se podrían reforzar hacia adelante en caso de ser necesario.

 

Siguientes artículos

Cómo hacerse millonario en la era digital
Por

La diferencia entre esta era digital y las anteriores está en el comportamiento de la oferta debido a la aceleración del...