A finales de marzo pasado Keefe, Bruyette & Woods (KBW) recomendó a Citigroup vender su franquicia en México, es decir, Banamex. A más de tres meses, Michael Corbat, el director general del cuarto banco más grande de Estados Unidos, dio una respuesta: le gusta el panorama de crecimiento de México.

De acuerdo con Reuters, directivos de Citigroup dijeron que observan un buen momento en Banamex y no están considerando escenario alguno en el que el grupo pudieran vender su unidad mexicana.

La recomendación de los analistas de KBW planteaba al gigante estadounidense considerar la posibilidad de fragmentarse, debido a que las normas de una capitalización más elevada hacen que sea más difícil obtener rendimientos aceptables a los grandes bancos.

Dicha fragmentación se realizaría en tres etapas: la primera, vender sus empresas internacionales de consumo, excluyendo México; segunda, vender la franquicia en México; y por último, dividir lo que queda en un negocio de consumo en EU y un banco corporativo global.

Entre los beneficios, de acuerdo con la firma de análisis, sería incrementar su valor, ya que la fragmentación del grupo financiero tendría un valor de mercado de 198,000 millones de dólares, esto es, 57% más que el valor que tiene el banco actualmente.

 

Siguientes artículos

¿Por qué la empresa donde trabajas debe preocuparse por tu familia?
Por

En la guerra por captar al mejor talento, las empresas tratan de ser lo más atractivas posibles y el equilibrio entre fa...