Un invierno excepcionalmente frío en América del Norte y el alza en el impuesto a las ventas en Japón también afectan el ritmo de la recuperación.

 

La recuperación en las economías desarrolladas está en marcha, pero la desaceleración en la actividad en los grandes mercados emergentes implica que, en el mejor de los casos, el crecimiento global será sólo moderado en el mediano plazo, señaló  la OCDE.

Un invierno excepcionalmente frío en América del Norte y el alza en el impuesto a las ventas en Japón también están frenando el ritmo de la recuperación, agregó la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, con sede en París.

PUBLICIDAD

En ese contexto, la OCDE instó al Banco Central Europeo y al Banco de Japón a mantener sus estímulos monetarios, si no incrementarlos, y dijo que la Reserva Federal estaba en lo correcto al iniciar la reducción de su programa de estímulo.

“La recuperación gradual en las economías avanzadas es alentadora, pese a factores temporales que han presionado las tasas de crecimiento en los primeros meses de este año, mientras que la desaceleración en las economías emergentes probablemente lastre al crecimiento global”, dijo Rintaro Tamaki, economista jefe interino, en un comunicado.

Sobre las economías emergentes, la OCDE dijo que algunos veían una marcada pérdida del impulso, ya que las fugas de capital exponían las vulnerabilidades en ciertos países.

La OCDE apuntó a Brasil, India, Sudáfrica y Turquía, entre otros países que han sido forzados a subir sus tasas de interés para contener las salidas de capital.

El crecimiento para las principales economías avanzadas en la primera mitad de 2014 será más lento que en el segundo semestre de 2013, pero mucho mejor en comparación con las flojas tasas de fines de 2012 y de comienzos de 2013, dijo la OCDE en una actualización de sus pronósticos sobre la economía global.

“Dado que ahora las economías emergentes representan más de la mitad de la economía mundial, un desempeño económico inferior al de sus pares en muchas de las mayores EME (economías de mercado emergente) implicaría que en el corto plazo el crecimiento global seguirá siendo sólo moderado”, dijo la OCDE.

La organización estimó que el crecimiento en Estados Unidos se frenaría a un 1.7% en el primer trimestre en comparación con los tres meses previos, según una base anualizada, frente a la expansión de 2.4 por ciento del cuarto trimestre.

El crecimiento japonés llegaría al 4.8% en el primer trimestre desde el trimestre anterior, dado que los consumidores adelantaron sus compras antes de un incremento al impuesto de ventas, que entrará en efecto el 1 de abril.

Sobre Europa, la OCDE estima para Alemania una tasa de crecimiento anualizado entre trimestres de un 3.7% en el primer trimestre, antes de que se desacelere a un 2.5%.

Francia, la segunda mayor economía de la zona euro después de Alemania, crecería apenas un 0.7% en los primeros tres meses del año, y alcanzaría un 1% en el segundo trimestre.

Fuera de la zona euro, la economía británica crecería un 3.3 por ciento tanto en el primer como en el segundo trimestre.

 

Siguientes artículos

Slim, firme para adquirir Telekom Austria
Por

La sociedad estatal OIAG señaló que el segundo hombre más rico del mundo de las listas Forbes sostiene conversaciones co...