El Fondo Monetario Internacional (FMI) recortó sus pronósticos para la economía mexicana en 2016 y 2017, ya que ahora prevé que el país tendrá un crecimiento económico de 2.1% este año, en lugar del 2.5% previo; y de 2.3% el próximo año, desde el 2.6% de su anterior estimación.

Al dar a conocer la actualización de sus proyecciones a través del World Economic Outlook (WEO), el organismo internacional señaló que el recorte para las estimaciones es de 0.4 y 0.3%, respectivamente, en comparación con el reporte de abril pasado.

Entre los motivos mencionó el debilitamiento de las exportaciones como reflejo de un menor avance en Estados Unidos, principal socio comercial de México, que también fue castigado con un ajuste de menos 0.6% en su previsión.

 

PUBLICIDAD

Economía global

Por otro lado, el FMI mantuvo sin cambios sus previsiones sobre un débil crecimiento de la economía global y advirtió sobre un mayor estancamiento que podría generar tendencias populistas contra el comercio y la inmigración, perjudicando la actividad, la productividad y la innovación.

Así, estimó que el crecimiento de la economía mundial será moderado este año en comparación con 2015, con una expansión de 3.1% del PIB, y que repuntará en 2017 cuando alcance 3.4%; dejando así sin cambios sus proyecciones luego de haberlas recortado por cinco trimestres consecutivos.

Además, las expectativas del FMI muestran una inclinación hacia un menor crecimiento entre las economías más avanzadas, principalmente de Estados Unidos, y una mejora entre los países emergentes, gracias a los cuales el Producto Interno Bruto (PIB) mundial podría experimentar tasas de 3.8% después de 2017.

De acuerdo con el FMI, el crecimiento en las economías avanzadas será este año de 1.6%, en comparación con el 4.2% de las economías emergentes, y aunque los primeros repuntarán a 1.8% en 2017, en los segundos el alza alcanzará 4.6%.

 

América Latina

En el caso de la economía latinoamericana, el Fondo pronosticó que ésta caerá 0.6% este año, dos décimas más que en su proyección de abril, y mantendrá su desaceleración, pero en 2017 recuperará su marcha para crecer 1.6%, una décima más de lo que anticipó ese mismo mes.

En el caso de Centroamérica, auguró que se desacelerará con un crecimiento de 3.9% este año, en contraste con el 4.2% del 2015, aunque mejorará en 2017, cuando se anticipa una expansión de 4.1%.

En Brasil, el FMI anticipó que la recesión provocará este año una caída de 3.3% para pasar a 0.5% el próximo año, asumiendo una reducción en la incertidumbre política y el desvanecimiento de choques recientes.

Argentina también enfrentará un panorama de recesión, y enfrentará una caída de 1.8% para este año, para luego repuntar un 2.7% en 2017, conforme las presiones inflacionarias se reduzcan de manera considerable.

El organismo internacional también prevé que la crisis económica en Venezuela se profundizará con la caída de 10% que proyectó para este año, con una inflación superior al 120% y continuando en 2017 con una contracción de 4.5%.

Asimismo, el reporte manifestó que países como Colombia y Chile enfrentarán escenarios de desaceleración. En el caso de la economía colombiana, proyectó un crecimiento de 2.2% este año, luego de haber crecido 3.1% en 2015.

En Chile, el FMI  prevé cifras de 1.7 y 2.0% para 2016 y 2017, que contrastan con el 2.3% que reportó en 2015.

 

Siguientes artículos

apoyo-cerveceros
Patrocinio cervecero a investigación científica
Por

Por tercer año consecutivo, el Consejo de Investigación sobre Salud y Cerveza de México premió a los ganadores de la ini...