Este año, la inversión para combatir la corrupción alcanzó un total de 4,443 mdp, lo cual representa un incremento de 97% en comparación con el presupuesto destinado en 2004.

 

A pesar de los esfuerzos millonarios, la corrupción no parece tener fin en México. Las instituciones del Estado que combaten la corrupción en el país casi han duplicado el gasto para acabar con éste mal en la última década;  mientras que la percepción de la sociedad es que la problemática avanza.

Este año, la inversión para combatir la corrupción alcanzó un total de 4,443 millones de pesos (mdp), lo cual representa un incremento de 97% en comparación con el presupuesto destinado en 2004, el cual ascendió a 2,255 mdp, de acuerdo con cifras recabadas en el estudio México: Anatomía contra la Corrupción que elabora el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco) y el Centro de Investigación y Docencia Económica.

PUBLICIDAD

Sin embargo, la percepción sobre la persistencia del problema es creciente en la sociedad mexicana. México ocupa la posición 103 de 175 países que considera el Índice de Percepción de la Corrupción de Transparencia Internacional, lo que lo ubica como unos de los países más corruptos del mundo.

El país ha caído 31 lugares en los últimos 6 años, de acuerdo con el ranking de Transparencia Internacional.

Foto: Imco.

La corrupción “no sólo es un problema de un compromiso ético con la legalidad que deben tener nuestras autoridades, sino que es un problema de conveniencia económica y política”, dice María Amparo Casar, encargada del estudio e investigadora del Imco.

Combatir la corrupción es necesario para terminar con los costos económicos que acarrea. Los países corruptos presentan una inversión 5% menor, en comparación con otras naciones mejor calificadas, y le restan a sus economías un crecimiento menor de entre 2 y 9% de su Producto Interno Bruto (PIB).

El estudio del CIDE y el Imco muestra que 44% de las empresas en México reconoce haber pagado un soborno, principalmente para agilizar trámites y obtener licencias, así como permisos.

México: Anatomía de la Corrupción propone 5 acciones para acabar con la corrupción en el país:

  1. Nivel federal. Acompañamiento de la sociedad civil en la redacción de leyes secundarias sobre el tema.
  2. Nivel estatal. Homologación de códigos penales para delitos de corrupción.
  3. Nivel municipal. Uso de herramientas digitales para reducir discrecionalidad y trámites en ventanilla.
  4. Multinivel. Persecución de oficio para delitos de corrupción.
  5. Multinivel. Prohibir uso de dinero en efectivo en actividades gubernamentales.
Foto: Imco.

 

Siguientes artículos

Lionel Messi
El FC Barcelona aporta el 1.2% del PIB de su ciudad
Por

El 6% de los turistas que llegan a la capital catalana ponen al club de futbol como su principal motivo de visita, según...