La empresa Infraestructura Energética Nova (IEnova) ganó el concurso para construir una terminal marina de hidrocarburos en Sinaloa.

El contrato, convocado por la Administración Portuaria Integral de Topolobampo, consistirá en la construcción y operación de una terminal de recibo, almacenamiento, y entrega de hidrocarburos y otros fluidos, detalló la compañía en un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

La terminal requerirá una inversión de 150 millones de dólares (mdd) y  comenzaría operaciones comerciales en el último trimestre del 2020.

“IEnova será responsable de la total implementación del proyecto, incluyendo la obtención de contratos comerciales con usuarios, permisos, ingeniería, procura, construcción, financiamiento, operación y mantenimiento de la terminal”, detalló la subsidiaria del gigante estadounidense, Sempra.

Con la futura terminal, Sinaloa incrementará el acceso a fuentes de suministro de combustibles, contribuyendo con la seguridad energética de la región y fomentando precios competitivos para los consumidores finales, prometió Carlos Ruiz Sacristán, director general y presidente del consejo de administración de IEnova.

En una primera etapa, IEnova anticipó que la terminal contará con 1 millón de barriles de almacenamiento, principalmente de diésel y gasolinas.

“IEnova logró avances comerciales significativos con clientes para asegurar la contratación del 100% de esta capacidad, que se anunciarán posteriormente”.

La terminal también podría expandir su capacidad de almacenamiento de refinados y/o prestar servicios a otros productos como petroquímicos.

Lee también: Sinaloa analiza crear un hub petrolero internacional

 

Siguientes artículos

En Canadá creen que AMLO sí velará por trabajadores mexicanos
Por

Forbes México habló sobre la victoria de AMLO con Jerry Dias, líder del sindicato canadiense Unifor, que pide igualar el...