X
BREAKING
Ciclo escolar inicia el 24 de agosto a distancia; las televisoras apoyarán

Hasta el momento, el caso Odebrecht, que en América Latina lleva años investigándose y poniendo en evidencia a decenas de funcionarios del más alto nivel (incluyendo el suicidio del expresidente de Perú, Alan García), no ha tenido mayores implicaciones en México, más que la detención, extradición y un par de audiencias de uno de los involucrados, el extitular de Pemex, Emilio Lozoya Austin.

Sin embargo, el que Lozoya sea por ahora el principal imputado, parece no augurar un final contundente en este caso pues la Fiscalía General de la República estaría procediendo de manera tradicional de atacar la cabeza de un grupo delictivo en lugar de atacar los pilares.

“La corrupción siempre opera en red, en recibir un soborno es ser parte de la red, el pagar otro soborno es ser parte de la red pero… sólo hay un imputado hasta el momento, puede que sea la estrategia de la Fiscalía general ir por la cabeza más visible y luego por el resto de la red, no suele ser el caso de historias de éxito, normalmente haces lo contrario, vas por los pilares de soporte en la red y luego por las cabezas visibles, la fiscalía utiliza una estrategia muy tradicional”, afirma Eduardo Bohórquez, director ejecutivo de Transparencia Mexicana.

Desde que reventó el llamado caso “Lava Jato”, funcionarios latinoamericanos de alto perfil -entre ellos los expresidentes de brasil Luis Inácio ‘Lula’ da Silva y Michel Temer, Jorge Glas, ex presidente de Ecuador;  los expresidentes peruanos, Pedro Pablo Kuczynski, Alan García, Ollanta Humana y Alejandro Toledo- y una decena de políticos de diferentes países están o estuvieron bajo investigación o en prisión.

Este proceso se detonó desde diciembre de 2016 cuando Odebrecht, una empresa brasileña enfocada en construcción, petroquímica y transporte; admitió en Estados haber pagado sobornos a funcionarios y políticos de distintos países de Latinoamérica par ser beneficiados con contratos públicos. 

En México, el pasado martes inició el primer proceso judicial en contra de  Lozoya, uno de los presuntos implicados en esta trama de sobornos en 12 países de la región por alrededor de 788 millones de dólares de los cuales, funcionarios en México pudieron haber recibido 10.5 millones de dólares. 

Te puede interesar: Preocupa falta de transparencia en el proceso del caso Lozoya

De acuerdo con las declaraciones de la Fiscalía, Odebrecht apoyó con sobornos la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto a cambio de ser favorecidos con contratos gubernamentales a través de la gestión de Lozoya. 

Odebrecht pagó 10.5 millones de dólares que se pagaron durante la campaña presidencial y cuando Emilio Lozoya ya era director de Pemex, quien además prometió un cargo público al representante de la empresa brasileña una vez que Peña Nieto ganará a presidencia. 

El acusado se declaró no culpable, ademas de haber sido utilizado com un instrumento en el marco de “un aparato de poder conformado por altas autoridades del Estado mexicano no doloso y prometió señalar y denunciar a los “activos responsables de los hechos”. 

Te recomendamos: Lozoya acusa intimidaciones y promete revelar a quienes lo han presionado

Bohórquez pone como ejemplo el caso de la investigación de sobornos de Odebrecht en ese países en donde el presidente Ollanta Humana y su esposa Nadine Heredia, se encuentran en proceso investigación; el ex presidente Pedro Pablo Kuczynski, está preso desde 2019; el también ex presidente de ese país Alejandro Toledo en proceso de extradición; la legisladora Keiko Fujimori, también es investigada; y el ex presidente Alan García, cometió suicidio previo a que fuera arrestado; todos por presuntos sobornos de Odebrecht. 

“Lo que hizo que funcionará el caso Perú de Odebrecht es que el fiscal Juan Domingo Pérez podrías pensar que es apolítico, lo mismo puede procesar al ex presidente Kuczynski que a Keiko Fujimori, recibió presión del fiscal general y aguantó la presión”, señaló. 

Agregó que además de la persecución de toda la red también será importante la reintegración de de los recursos que se desviaron, aunque hasta el momento no es claro el daño patrimonial que provocó esta trama de corrupción. 

Descarga gratis la edición impresa de julio de Forbes México 

 

Siguientes artículos

isaias
Tormenta Isaías llegará a NY el martes
Por

La tormenta dejó Florida sin mayor daño y se dirige hacia el norte por la costa este de Estados Unidos y se prevé que al...