Rumbo al 2021 el principal actor político sigue siendo, como desde hace años, Andrés Manuel López Obrador. A pesar de la pandemia, el tabasqueño llega al mes de noviembre de 2020 con un apoyo popular del 62% según “Oraculus”. Dato notable si se considera que a nivel global está entre los tres primeros lugares de aprobación neta, junto con Modi, Primer Ministro de la India y Morrison, Primer Ministro de Australia.

Es mucho lo que está en juego en las elecciones de 2021. Las más grandes y las más complejas, han reiterado las autoridades electorales para referirse a los comicios del próximo 6 de junio.

Y es que las próximas elecciones intermedias podrían cambiar los equilibrios entre las fuerzas políticas al interior de la Cámara de Diputados y desde ahí bloquear o elevar los costos de negociación para la aprobación de los cambios legislativos que impulse el Presidente, en lo que resta de su gestión. Pero en 2021 no sólo se disputa la composición de la Cámara Federal, sino también 15 gubernaturas, de las cuales 8 entidades están gobernadas por el PRI, 4 por el PAN, 1 por el PRD y una por el Bronco. A la par, 30 Congresos de los estados habrán de renovarse junto con Ayuntamientos en 29 entidades, además de las 16 Alcaldías en la Ciudad de México.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Así el tamaño de los cargos en disputa, a nivel federal y de los estados. En este contexto, es evidente que la apuesta del Presidente es conservar una mayoría en la Cámara de Diputados pero también arrebatar gubernaturas claves hacia el 2024.

Cual si fuera profecía autocumplida, vemos cómo los partidos opositores están buscando aliarse para darle batalla electoral al lopezobradorismo, con lo que atizan el discurso presidencial de que lo que está en juego en 2021 es una decisión binaria, entre las fuerzas conservadoras y las liberales.

PAN, PRI y PRD han decidido aliarse. En el marco de los convenios de coalición, el PAN encabezaría 61 de los 300 distritos electorales, el PRI 53 y el PRD 44. Apenas hace unos días, el Comité Ejecutivo Nacional del PAN aprobó explorar alianzas con PRI y PRD para las gubernaturas en Baja California, Baja California Sur, San Luis Potosí, Tlaxcala, Zacatecas, Colima, Nayarit, Sonora y Michoacán.

En esta lucha contra el lopezobradorismo, las fuerzas partidistas no son las únicas en busca de aliados. “Si Por México”, la iniciativa empresarial de Claudio X. González, que aglutina a decenas de organizaciones civiles, también ha hecho suya la narrativa de que sólo la suma de las oposiciones podrá restarle poder al Presidente.

Sigue la información sobre los negocios y la actualidad en Forbes México

Hay también otra larga y compleja trama para construir alianzas a nivel estatal, con sus propias lógicas y dinámicas, para las Gubernaturas, pero también para contender en los distritos electorales locales y en los municipios. Esto en un momento donde los calendarios electorales presionan para el registro de coaliciones ante las autoridades electorales.

Morena por su parte enfrenta sus propias batallas internas, tanto para definir coaliciones con el PT y PVEM para ir juntos en la elección de diputados federales, como para sostener alianzas inimaginables en otro momento, con Nueva Alianza y el PVEM, por las Gubernaturas de algunos estados.

Al final del camino está en el aire el resultado de las estrategias aliancistas. Sin embargo, desde ahora son persuasivas las palabras del Presidente al referirse a las alianzas entre el PAN, PRI y PRD, a las que augura que tendrán un “efecto búmeran, un efecto contrario”.

Suscríbete a Forbes México

Contacto:

Maestra en Políticas Públicas por la Universidad de Oxford y Licenciada en Ciencia Políticas y Relaciones Internacionales, por el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE).

Twitter: @palmiratapia

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Los productos financieros en el centro de la vida digital
Por

Nuestra vida digital ha crecido de forma exponencial en los últimos años con la aparición de nuevos ecosistemas: Airbnb...