El alcalde de la ciudad, Mike Rawlings dijo que el enfermero que estuvo en contacto con el paciente infectado Thomas Eric Duncan, fue aislado inmediatamente luego de presentar los primeros síntomas del mortal virus y se mantiene bajo observación médica.

 

Reuters

 

PUBLICIDAD

Un segundo trabajador del hospital de Texas que trató al primer paciente diagnosticado con ébola en Estados Unidos dio positivo por la enfermedad, anunció el miércoles en un comunicado el Departamento de Servicios de Salud del Estado de Texas.

Al menos 4,447 personas han muerto en África Occidental en el peor brote del virus, que puede causar fiebre, sangrado, vómitos y diarrea, y se transmite a través del contacto con fluidos corporales, pero hasta el momento los casos en Estados Unidos y Europa han sido limitados.

En Dallas, el trabajador del Texas Health Presbyterian Hospital, que atendió a Thomas Eric Duncan, fue aislado inmediatamente después de informar que tenía fiebre el martes, dijo el departamento de salud estatal.

“Las autoridades sanitarias han entrevistado al último paciente para identificar rápidamente cualquier contacto o posibles exposiciones, y esas personas serán vigiladas”, agregó.

El alcalde de Dallas, Mike Rawlings, dijo en una conferencia de prensa el miércoles que el segundo enfermero infectado vivía solo y no tenía mascotas. Aseguró que los funcionarios de salud locales reaccionaron rápidamente para limpiar las zonas en que estuvo y alertar a sus vecinos y amigos.

El Texas Health Presbyterian Hospital está haciendo todo lo posible por contener el virus, afirmó el doctor Daniel Varga, de Texas Health Resources, propietario del hospital.

“No creo que tengamos un problema institucional sistemático”, afirmó.

En la misma comparecencia, el juez Clay Jenkins, máximo funcionario político del condado de Dallas, dijo que las autoridades están anticipando nuevos posibles casos de ébola.

“Estamos preparando las contingencias para más, es una posibilidad muy real”, dijo Jenkins.

Otra enfermera, Nina Pham, de 26 años, fue la primera persona en infectarse con ébola en Estados Unidos. Pham cuidó a Duncan durante gran parte de sus 11 días en el hospital. El hombre murió el 8 de octubre en una sala de aislamiento.

El hospital dijo el martes que Pham estaba “en buena condición”.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) dijeron en un comunicado que estaban realizando pruebas de confirmación de los exámenes preliminares sobre el nuevo paciente.

El director del CDC, doctor Thomas Frieden, había anunciado el martes que la agencia estaba estableciendo un equipo de respuesta rápida para ayudar a los hospitales “en cuestión de horas” cuando se presente un caso de ébola.

Frieden está bajo presión por la respuesta y la preparación para el ébola, pero el portavoz de la Casa Blanca Josh Earnest dijo que el presidente estadounidense, Barack Obama, tiene confianza en la capacidad de Frieden para liderar el esfuerzo de salud pública.

 

Refuerzo de personal

La secretaria de Servicios Sanitarios y Humanos, Sylvia Burwell, afirmó el miércoles en una serie de entrevistas televisivas que los funcionarios están añadiendo personal para asegurar que el hospital en Dallas sigue los procedimientos adecuados para evitar la transmisión del virus.

Burwell dijo que habrá gerentes de forma permanente sobre el terreno para supervisar cómo se ponen y quitan los trabajadores los trajes protectores usados para tratar a los pacientes.

Asimismo, dos enfermeras de la Emory University, que tiene un hospital especializado que ha tratado a otros pacientes de ébola derivados desde África Occidental, están ahora en Dallas para entrenar al personal.

Funcionarios sanitarios están trabajando con médicos locales para asegurar que los pacientes reciben el mejor cuidado posible y que los trabajadores están protegidos, señaló Burwell.

“Seguiremos vigilando la situación y nuestra gente está con el personal sobre el terreno haciendo eso ahora mismo”, afirmó en el programa “Today” de la cadena NBC.

El doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, dijo el miércoles en MSNBC que, sin importar la razón, algo falló en el tratamiento de Duncan.

“No es aceptable que dos enfermeras que cuidaban a una persona se infecten por su exposición. Eso no debería haber ocurrido”, declaró.

Obama tiene previsto participar el miércoles en una videoconferencia con los líderes de Gran Bretaña, Francia, Alemania e Italia para discutir el ébola y otros temas internacionales, informó la Casa Blanca.

Las perspectivas de que el contagio termine pronto cayeron, puesto que la Organización Mundial de la Salud prevé que los tres países más afectados de África Occidental -Liberia, Sierra Leona y Guinea- podrían producir unos 10,000 nuevos casos por semana a principios de diciembre.

 

Siguientes artículos

Toyota llama a revisión 1.67 millones de autos a nivel global
Por

La automotriz revisará las unidades debido a que han presentado tres fallas relacionadas con el desempeño de los frenos...