DW.- En Brandeburgo, el estado federado alemán donde Elon Musk quiere instalar una fábrica de su compañía de autos eléctricos Tesla, están contentos. Esperan crear 7,000 nuevos empleos, como estima la senadora de economía de Berlín, Ramona Pop. Según el periódico Bild, podrían ser incluso 10,000.

En cualquier caso, el ministro-presidente de Brandeburgo, Dietmar Woidke (SPD), se dijo “feliz de que Elon Musk haya elegido Brandeburgo“. Esta sería “una de las mayores inversiones en la historia de nuestro país”.

Woidke está en gran medida de acuerdo con Tesla, aunque opina que “aún hay que resolver otras cuestiones”. Al político del SPD no le molesta el hecho de que el jefe de Tesla, Elon Musk, esté considerado como una persona dinámica y muy entusiasta, pero no muy confiable desde el punto de vista económico: “Lo conocí como una persona muy confiable”, afirma.

El encanto mundial de Brandeburgo

Se trataría de la primera fábrica de automóviles eléctricos de Silicon Valley en Europa. El director general de Tesla, Elon Musk, quiere que se construya cerca del nuevo aeropuerto de Berlín (BER). En los círculos gubernamentales se comenta que la ubicación de Grünheide (barrio de Oder-Spree) podría ser el área industrial adecuada, que en el pasado ya se ofreció al fabricante de automóviles BMW. El mismo Musk tuiteó que, además, pretenden construir baterías en Brandeburgo, sistemas de propulsión y automóviles, empezando por el Modelo Y.

Woidke se mostró impresionado por la suerte corrida en las negociaciones de su gobierno: “Tratamos de convencer con las ventajas de la ubicación que tenemos, pero también lo convencimos con el discreto encanto de Brandeburgo”. El gobierno regional ha estado negociando entre cinco y seis meses con Tesla, precisó Woidke.

TAMBIÉN LEE: VW quiere desafiar a Tesla con un auto eléctrico de bajo costo

Para Carsten Brönstrup, portavoz de las Asociaciones Comerciales Berlín-Brandeburgo, el anuncio de Tesla es una especie de “celebración navideña anticipada”. La región no es precisamente conocida por su ubicación industrial, pero la llegada de Tesla promoverá nuevas tecnologías, como la producción de baterías o la conducción autónoma.

Una decisión “sorprendente”

El experto en automóviles, Ferdinand Dudenhöffer, de la Universidad de Duisburg-Essen, dijo que el anuncio de Tesla era una buena noticia para Alemania como ubicación para la industria de autos autónomos. “La decisión de Elon Musk de elegir Alemania nos fortalece, y la movilidad eléctrica está cobrando más importancia así que en 100 cumbres de cancilleres en Berlín”. Para el experto en automóviles, el anuncio de Tesla es, en general, “sorprendente, pero no descabellado”.

Sin embargo, el Gobierno federal ahora tiene que reflexionar sobre el fomento de la producción de baterías. La cuestión es qué sentido tendría la inversión de 1 millón de euros en la fabricación alemana de iones de litio, que quería llevar a cabo el Ministro de Economía alemán, Peter Altmaier, si Elon Musk quiere ahora construir una fábrica para la producción de baterías y vehículos eléctricos en Alemania. También se cuestionará la fábrica de investigación de baterías planeada en Renania del Norte-Westfalia con fondos estatales, por un valor de 200 millones de euros.

TAMBIÉN LEE: Alemania necesitará por lo menos 400 mil inmigrantes al año para sostener su economía

Según Dudenhöffer, no debe sobreestimarse el número de puestos de trabajo en la futura fábrica: “La producción de celdas está altamente automatizada, ya que los costos de energía cuentan significativamente más que los de mano de obra”, explica el experto.

Líder del mercado eléctrico en el país del automóvil

Tesla ya tiene mucho éxito en algunos países europeos como, por ejemplo, Noruega. Sin embargo, en Alemania, el autoproclamado “país del automóvil“, las cifras de matriculación de automóviles de pasajeros que funcionan únicamente con baterías eléctricas, dejan que desear, como muestran los datos de la Autoridad Federal de Transporte Motorizado (KBA).

En este país, solo se matricularon 36,062 autos eléctricos en 2018. Sin embargo, Tesla es ahora el líder de mercado. Antes de la introducción del Model 3 de Tesla, Volkswagen ocupaba este puesto.

Tesla matriculó un total de 9,301 autos eléctricos desde principios de 2019 hasta el pasado 31 de octubre, lo que corresponde a una participación de mercado del 17.6%. En segundo lugar, le sigue Renault, con 8,330 autos eléctricos y por delante de BMW, con 7,957. Después irían VW, con 6,208, y Smart, con 5,862 nuevas matrículas.

Este contenido se publicó originalmente en DW.COM y puedes ver esa nota haciendo click en el logo:

 

Siguientes artículos

Foto: Angélica Escobar/Forbes México.
Problemas en la CRE estancaron al sector gasolinero durante este año
Por

Cofece prepara un estudio para determinar factores detrás de la sobrerregulación a gasolineras en el país.