Desaceleración de China podría adelantar reformas

Xi Jinping, presidente de China (Foto: Reuters)

La segunda mayor economía del mundo creció 7.5% en el segundo trimestre, la tasa más baja desde el tercer trimestre de 2012.

 

Reuters

PEKIN.- El crecimiento anual del Producto Interno Bruto de China se desaceleró a un 7.5% entre abril y junio -el noveno trimestre en los últimos 10 en que la expansión se ha debilitado- aumentando la presión para que Pekín acelere las reformas.

Datos mostraron que la segunda mayor economía del mundo se desaceleró en línea con el pronóstico promedio de un sondeo de Reuters tras el crecimiento del 7.7% en el período de enero a marzo. Las bolsas de Asia subieron por el alivio de que el crecimiento no fue menor después de una sorpresiva caída en las exportaciones en junio.

Un portavoz de la Oficina Nacional de Estadísticas (NBS, por su sigla en inglés) dijo que la economía aún podría alcanzar la meta de crecimiento anual del 7.5%, mientras que el gobernador del banco central dijo que el Gobierno aumentará los incentivos para apoyar a las pequeñas empresas para tratar de estabilizar el crecimiento.

Pero los analistas dijeron que la desaceleración podría alentar al Gobierno a impulsar reformas más fuertes. La alternativa -inyectar más efectivo en la economía a través de la flexibilización monetaria- aumenta el riesgo de exacerbar aún más a los mercados de crédito e inmobiliario.

“La desaceleración obligará al Gobierno a impulsar reformas para ayudar a liberar nuevos motores de crecimiento”, dijo Xiang Songzuo, economista jefe del Banco Agrícola de China en Pekín.

La última tasa de crecimiento interanual fue la segunda más baja desde la crisis financiera global después de un 7.4% en el tercer trimestre del año pasado.

El portavoz de la NBS, Sheng Laiyun, dijo que la desaceleración se debió en parte al resultado de los esfuerzos de Pekín para reformar la economía, un programa destinado a reducir su dependencia de las exportaciones y la inversión para fomentar un mayor consumo doméstico.

La inversión fue el mayor impulsor del crecimiento en el primer semestre, contribuyendo con 4.1 puntos porcentuales a la tasa de un 7.6%, mientras que el consumo aportó 3.4 puntos porcentuales y las exportaciones netas representaron 0.1 puntos porcentuales, dijo la oficina.

Otros indicadores divulgados el lunes mostraron que la producción industrial creció un 8.9% en junio a nivel interanual, frente a expectativas de un 9.1% en el sondeo Reuters.

Las ventas minoristas en junio subieron un 13.3% frente al año pasado, comparado con una expectativa del 12.9%.

La inversión fija creció un 20.1% en la primera mitad del año a nivel interanual, casi en línea con el pronóstico del 20.2%.