Putin ordena a tropas rusas salir de Siria

El mandatario de Rusia, Vladimir Putin, dijo que la salida de las fuerzas militares debería comenzar el martes.

Russian President Putin attends a ceremony to award young workers of culture and arts at the Novo-Ogaryovo state residence outside Moscow
Russian President Putin attends a ceremony to award young workers of culture and arts at the Novo-Ogaryovo state residence outside Moscow

El presidente ruso, Vladimir Putin, ordenó el lunes a sus militares que comiencen la retirada de la mayor parte de las fuerzas del país en Siria, argumentando que los principales objetivos de la intervención ya se han conseguido.

Putin, en una reunión en el Kremlin con sus ministros de Defensa y Exteriores, dijo que la salida de las fuerzas militares debería comenzar el martes. Además, ordenó que Rusia participe más intensamente en el proceso de paz para terminar con el conflicto en Siria.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo que Putin había hablado con el presidente sirio Bashar al-Assad para informarle de la decisión.

El 12 de marzo, el Gobierno de Siria descartó el sábado conversar sobre la cuestión de la presidencia del país o unas eventuales elecciones en las conversaciones de paz, al tiempo que criticó al enviado de la ONU que supervisará las reuniones de la próxima semana.

Por su parte, la oposición acusó a Damasco de intentar detener las negociaciones antes de empezar, una discusión que puso de manifiesto los enormes desafíos que enfrentan los diplomáticos que intentan construir sobre la base de una tregua que ha rebajado el nivel de violencia desde el 27 de febrero.

El ministro de Relaciones Exteriores sirio, Walid al-Moualem, confirmó la participación de su Gobierno en las conversaciones de paz patrocinadas por la ONU, pero indicó que fracasarán si la oposición tiene “delirios de que podrá lograr en Ginebra el poder que no ha conseguido ganar en el combate”.

Asimismo, criticó con dureza al enviado de la ONU, Staffan de Mistura, por haber presentado ya una agenda para los encuentros y por su comentario de que habría elecciones presidenciales en 18 meses.

“La delegación gubernamental rechazará cualquier intento de poner esto en la agenda”, comentó Moualem durante una conferencia de prensa televisada en Damasco.