Alsea, operadora de Starbucks, Burger King y Domino’s Pizza, planea abrir entre 5 y 10 nuevas unidades de la cadena Vips en los próximos 12 a 18 meses bajo un concepto renovado, que también será adaptado a los restaurantes con los que ya cuenta la empresa, informó Gerardo Rojas, director de la marca, en conferencia de prensa.

Lo anterior se realizará luego de que la compañía compró la cadena Vips a la minorista Walmart en 2014.

La firma cuenta con aproximadamente 250 restaurantes de dicha marca en el país, con más de 11,500 colaboradores.

Entre las nuevas aperturas se encuentra una en la Terminal 1 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), la cual se suma a la reciente sucursal Cuauhtémoc.

PUBLICIDAD

Rojas explicó que la renovación incluye el cambio de cultura de la compañía, así como en el servicio, destinando 250,000 horas de capacitación a nivel nacional, con nuevos protocolos en dicho rubro.

De igual manera, la empresa renovó el menú en sus restaurantes, con nuevos platillos, rescatando la fuente de sodas y mejorando las materias primas.

A su vez, la compañía ha invertido fuertemente en tecnología, con nuevos equipos en la cocina, para aumentar la velocidad en el servicio.

Alsea también está en el proceso de cambiar la imagen de los restaurantes, tanto de manera interna como en el logotipo, proceso que podría durar hasta 5 años aproximadamente.

Sobre la exportación del concepto, el directivo no descartó dicho plan.

“El que Alsea haya hecho una adquisición como Vips, ésta se convierte en una marca propia a diferencia de otras marcas de la empresa. En este caso, sin duda sigue siendo una posibilidad el poder expandir el concepto en otras latitudes donde tenemos operaciones, sin embargo, por el momento estaremos concentrados en el territorio mexicano”, agregó el directivo.

Al 2015, la cadena Vips representaba cerca del 15% de los ingresos de Alsea.

 

Siguientes artículos

El emprendedor que crea aplicaciones encerrado en una cárcel colombiana
Por

Mayer Mizrachi Matalon cumple su rol como CEO de Criptext, una app de mensajería cifrada, desde la prisión de máxima seg...