Por Antoine Gara

Cuando el multimillonario de los fondos de riesgo George Soros sonó la alerta sobre el referéndum del Reino Unido para abandonar la Unión Europea, advirtió que se avecinaba un ‘viernes negro’ en caso de que los votantes optaran por romper los lazos con la unión económica. Eso es exactamente lo que pasó el viernes y lunes pasados: billones de dólares en valor de mercado fueron borrados de las bolsas de todo el mundo, la libra esterlina cayó a su nivel más bajo en 30 años y las acciones de los bancos más grandes de Europa cayeron a precios no vistos desde la crisis financiera global.

A principios de 1990, Soros se elevó a la categoría de leyenda en la industria de los fondos de inversión cuando ganó más de 1,000 millones de dólares (mdd) al apostar contra la libra en momentos en los que el Banco de Inglaterra tenía problemas para mantener el tipo de cambio de la moneda frente al predecesor del euro. Soros, un defensor de la Unión Europea y promotor de la cooperación económica mundial, fue largo con la libra durante el voto del Brexit. Sin embargo, tuvo un golpe de suerte con otras posiciones, incluyendo una apuesta de 100 mdd contra el Deutsche Bank, apuestas considerables contra el índice S&P 500 y una gran participación en el ETF SPDR Gold Trust.

Lee también: Brexit hace irreversible la desintegración desordenada de la UE: George Soros

PUBLICIDAD

Los archivos de la autoridad reguladora alemana, Bundesanzieger, muestran que Soros Fund Management tenía una posición corta que ascendía a un 0.51% de las acciones de Deutsche Bank en circulación, o aproximadamente 7 millones de acciones al 24 de junio. La apuesta corta se dio a conocer el día que las acciones de Deutsche Bank y otros prestamistas regionales vieron un colapso en la bolsa debido a la votación del Brexit. El martes, Soros se deshizo de parte de su participación en Deutsche Bank, que ahora asciende a 0.46%.

Soros también tenía una participación de 19 millones de acciones en Barrick Gold, con un valor aproximado de 400 mdd a los precios actuales, y una posición de 1.05 mdd en SPDR Gold Trust, con un valor aproximado de 125 mdd, de acuerdo con documentos presentados ante la Comisión de Valores al 31 de marzo. Esos documentos presentados muestran también una opción de venta de 2.1 millones de acciones contra el ETF del índice S&P 500, y una opción de venta de 1.6 millones de acciones contra el ETF del índice Russell 2000.

Aunque los archivos de Soros dan una idea de cómo pudo haber lucrado al anticipar el caos actual en Gran Bretaña y la Unión Europea, pintan un cuadro incompleto. Soros podría tener apuestas por otras monedas, tasas de interés, renta fija o derivados que le dieron una buena posición antes del colapso de los mercados.

Lee también: La banca británica es la primera víctima del Brexit

Michael Vachon, portavoz de Soros, no respondió inmediatamente a un correo electrónico en busca de comentarios. El Bundesanzieger alemán también muestra que otros fondos de inversión prominentes como Third Point LLC, Marshall Wace, Polygon Global Partners y Blue Ridge Capital hicieron apuestas cortas contra empresas públicas alemanas.

En el Reino Unido se, los datos de la Autoridad de Conducta Financiera revelaron que el fondo de riesgo Odey Asset Management mantuvo posiciones cortas contra Aberdeen Asset Management, Anglo American, Ashmore, Bodycote, Inchape e Intu Properties. Algunas cadenas británicas de tiendas de alimentos o supermercados  también estuvieron entre las favoritas de los fondos para ir en corto, de acuerdo con datos de la FCA.

Otras apuestas cortas notables incluyen a Jana Partners contra Royal Mail, la de Lone Pine contra Burberry y la apuesta de Viking Global contra Rio Tinto.

 

Siguientes artículos

Las nuevas líneas que dividen al mundo
Por

Unos votaron por el Brexit sin saber lo que significaba, otros olvidaron las razones que tuvieron para unirse. Hoy, las...